El miedo se instaló en Villa 9 de julio por el crimen de un joven

Fue asesinado el lunes en Martín Berho y Justo de la Vega.

27 Dic 2019
1

EN EL LUGAR. Investigadores hablan con testigos el día que hirieron al chico.

“Estuve con Eric esa noche. Estábamos usando el Wi Fi de un vecino en la vereda cuando llegaron ellos y le gatillaron dos veces. Alcancé a tirarme al piso y él no pudo… recibió un tiro en la frente. Inmediatamente después del ataque, los asesinos se dieron a la fuga”, relató J; uno de los jóvenes que acompañó a Eric Alejandro Montoya (17), la noche del lunes, cuando un grupo comando lo ejecutó a sangre fría en la esquina de Martín Berho y Justo de la Vega.

Personal de la División Homicidios, al mando de los comisarios Cristian Peralta y Diego Bernachi, tratan de dar con los sospechosos del homicidio. Esperan órdenes para realizar allanamientos en distintos sectores de la capital. Todavía no establecieron el móvil del crimen, pero creen que podría haberse tratado de una pelea de grupos de diferentes barrios.

Los amigos aguardaban a otros compañeros para asistir a un velorio, cuando fueron tomados por sorpresa. Los vecinos de Villa 9 de Julio quedaron consternados con el asesinato del menor. Los pocos que quisieron hablar del hecho, lo hicieron con la única condición de que se mantuvieran en reserva sus apellidos. Tiene temor a sufrir represalias.

“Fueron cuatro tipos que vinieron en dos motos”, explicó J., sin levantar la vista del suelo para ocultar el dolor que lo condicionaba. En una entrevista con LA GACETA, aclaró que no entiende porqué los atacaron así. “Los conocemos a lo que cometieron este crimen y ya dimos todos sus datos”, agregó.

Sobre el motivo del crimen, el menor descartó que lo hayan matado por error. “Esto no fue un accidente, ellos vinieron directo para dispararle a él. Fue algo intencional, pero no sabemos por qué”, aseguró.

Esa noche, los chicos estaban reunidos en la esquina de la escuela Juan Bautista Alberdi para asistir al velorio de un joven que habría fallecido por una sobredosis de droga: “Nos preparábamos para ir al velorio de un amigo que vive del otro lado del barrio, pero lo que pasó el lunes no tuvo nada que ver con esa muerte”, reconoció J.

Estefanía Danovis, vecina de la zona, mostró su malestar con la sociedad y los medios porque ensuciaron el nombre de la víctima de homicidio. “Vincularon a Eric con un caso que ocurrió en la calle Honduras y dijeron que se trataba de un ajuste de cuentas por cuestiones de drogas, esto no fue así. Los casos no están relacionados” argumentó, indignada.

“Eric era un niño todavía, una excelente persona y lo mataron por desgracia”, agregó su amigo, que estuvo en el momento del crimen. “Lo involucraron con algo que pasó en el barrio La Costanera, nosotros no conocemos a la persona que mataron ahí y la televisión no puede decir algo así” replicó Estefanía.

“Eric trabajaba haciendo changas para la industria del limón, nunca tuvo problemas con nadie, jamás se peleó con nadie”, así lo describió uno de sus tíos que esperaba por la llegada del cuerpo y de los padres del joven. Sobre el chico que murió por una supuesta sobredosis de droga, comentó: “los chicos eran amigos de un joven que murió en cama, no sé qué habrá consumido pero se acostó a dormir y falleció. Es un caso distinto, no sé qué habrá determinado la morgue sobre el tema, habría que preguntarle a su familia” recomendó.

Otra tía agregó: “Eric no era adicto a la droga, no consumía. Era una criatura, un chico común que estaba jugando con el celular cuando vinieron a apuntarle a la cabeza”.

Los vecinos concluyeron que no creen que se vaya a hacer justicia con los responsables. “Nosotros nos criamos con Eric, jugábamos en la plaza, corríamos en la vía del tren. A donde fuera íbamos con él” sintetizó otro menor, que se quebró por la pérdida y no pudo continuar con su testimonio. El miedo y el dolor quedaron latentes en Villa 9 de Julio.

Comentarios