Cuba, indignada, retira su brigada médica de Bolivia

Detuvieron a 10 profesionales esta semana.

17 Nov 2019
1

LISTOS PARA RETORNAR. El grupo de 700 médicos que la isla tiene desplegado en el país andino ya estaba preparado ayer para emprender el regreso a la nación caribeña. Reuters

LA HABANA.- El primer grupo de unos 700 médicos cubanos que prestaba servicios en Bolivia se preparaba ayer para retornar a la isla, como consecuencia del profundo conflicto social e institucional que estremece al país andino. Como consecuencia de ello, funcionarios en La Habana criticaron con dureza a las autoridades bolivianas por supuestos maltratos a los especialistas por parte del autoproclamado gobierno provisional que tomó el poder tras el derrocamiento de Evo Morales.

Las nuevas autoridades bolivianas sostienen que integrantes de la brigada médica cubana en Bolivia habían fomentado disturbios luego de la renuncia del ex mandatario, quien era un aliado izquierdista del régimen cubano.

El Gobierno de Cuba dijo ayer que 10 médicos, incluida la coordinadora de su misión, fueron detenidos esta semana, mientras que otros cuatro han permanecido bajo custodia de funcionarios bolivianos. La profesional coordinadora fue liberada en las últimas horas del viernes, según informaron los medios estatales de Bolivia.

El Gobierno de la isla caribeña fue un aliado clave de Morales, que dimitió el domingo bajo la presión de las Fuerzas Armadas. Luego recibió asilo en México, tras semanas de protestas en las calles por las elecciones del 20 de octubre, atravesadas por irregularidades, según confirmó un informe de la OEA.

Los cuatro médicos cubanos detenidos el miércoles permanecen bajo custodia tras haber retirado una cifra significativa de efectivo de un banco boliviano. El gobierno provisional los ha acusado de financiar disturbios.

La Cancillería cubana respondió de inmediato al señalar que los médicos habían retirado la misma cantidad de dinero cada mes para los gastos de los 107 profesionales de la salud que trabajan en el área de La Paz.

“Cese la exacerbación de irresponsables expresiones anticubanas y de odio, mentiras, difamaciones e instigaciones de violencia contra los cooperantes cubanos”, bramó en su Twitter el presidente cubano, Miguel Díaz-Canel.

La canciller interina de Bolivia, Karen Longaric, había dicho el viernes que Cuba retirará a sus médicos porque “ha habido una serie de acusaciones de que los cubanos han participado en actos violentos que han atormentado a nuestro país en los últimos días”.

La salida de los médicos cubanos de Bolivia se suma a los de Ecuador y antes a los de Brasil, países que se han alineado más estrechamente con la administración estadounidense de Donald Trump. Cuba tiene un servicio respetado de salud y genera ingresos a la frágil economía del país. La Habana ha dicho que tiene unos 30.000 trabajadores de la salud en más de 60 países. (Reuters)

Comentarios