Quema de cubiertas frente a la Expo Rural: ambulantes exigen un lugar para trabajar

Son trabajadores de la zona. Al no estar cortado uno de los tramos de Camino del Perú, los cuentapropistas no tienen dónde ubicar sus puestos. La respuesta de la Sociedad Rural.

19 Sep 2019
1

POR ACÁ NO. La esquina de Camino dle Perú y Frías Silva continúa cortada. LA GACETA / DIEGO ARÁOZ

La idea era cambiar las formas de los últimos años. La idea era no obstaculizar el tráfico como solía hacerse en cada apertura de puertas de la Sociedad Rural y de la Expo. Es por eso que avenida Camino del Perú quedó en libré tránsito.

Sin embargo, los que explotaron con la medida fueron vendedores ambulantes que dicen ser vecinos de las cercanías de la Expo. Argumentan que “culpa” de que el paso de la avenida no está cortado, han perdido la posibilidad de ubicar sus puestos, de trabajar y de generar dinero.

Alrededor de 200 personas decidieron cortar el tramo de Camino del Perú que cruza la expo y que va hasta calle Frías Silva, una de las arterias con dirección hacia el cerro más transitadas, teniendo en cuenta el crecimiento y los barrios que se han construido en los últimos años. No es el único acceso que cortaron los ambulantes, también lo hicieron en la intersección de Camino el Perú y Paraguay, que tiene mano desde el centro de la ciudad hacia lo que sería Yerba Buena, Cebil Redondo y el resto de las localidades de la zona.

Ricardo Fernández, Nilda Britos, Gabriel Benítez y Jaqueline Martínez forman parte del grupo de los manifestantes. Le aseguraron a LA GACETA que “no se moverán del lugar ni dejarán de quemar cubiertas hasta tanto no les den una solución”.

La policía llegó al lugar y comenzó a dialogar con los manifestantes, quienes le exigen al intendente de Yerba Buena, Mariano Campero, una solución al respecto. Personal de infatería y del Grupo CERO también llegó al lugar de lo hechos, lo que genera una mayor tensión. 

 “Compré carne y chorizos para poder vender sánguches, pero ahora, con el camino abierto, no voy a poder. Necesito trabajar, necesito el dinero; tengo una hija discapacitada”, se quejó Martínez.

Desde la Sociedad Rural aclararon que ellos no pueden hacer nada al respecto con la habilitación o no de Camino del Perú. No les corresponde. “No es facultad de nosotros intervenir en cuestiones de vía pública. Eso es asunto de la Municipalidad. No tenemos por qué opinar. Hacemos lo que la ley dice”, aclaró Sebastián Murga, presidente de la entidad.

Mientras tanto, el diálogo continúa pero camino del Perú sigue cortado.

Comentarios