Pereyra: en la generación estandarte del fútbol femenino

13 Ago 2019
1

Desde el barrio Independencia, donde se encuentra el complejo Libertad, Solana Pereyra empezó a marcar en el mapa sus destinos nacionales e internacionales. “Es un premio a nuestro esfuerzo; significa mucho para nosotras”, calificó la arquera tucumana sobre su reciente destino. En Perú, la selección de fútbol femenino ganó por primera vez una medalla en un año especial que marcó el regreso a un Mundial tras 12 años de ausencia y haber sumado puntos en la cita. La historia “albiceleste” tendrá como estandarte a la generación de la que forma parte Pereyra que junto a sus compañeras obligaron a que las colombianas, campeonas Panamericanas, tuvieran que obtener desde el punto del penal el triunfo.

“Queríamos ganar todos los partidos”, exclamó la arquera que jugó de titular en el partido que cerró el grupo clasificatorio ante Costa Rica. La de Villa Angelina mantuvo el arco en cero los 90 minutos. “A las que nos tocó entrar, creo que entramos bien, con las mismas ganas de siempre”, afirmó. “Ahora quiero disfrutar de todo esto. Firmé contrato con UAI Urquiza por un año”, dijo la jugadora que ayer empezó la pretemporada con su nuevo equipo en Buenos Aires. “Primero pienso en esta temporada, en la Copa Libertadores. Si llega una oferta o algo, nos encargaremos de eso. Me encantaría jugar afuera”, anheló.

Felices en el estadio San Marcos

Pereyra (primera de pie) sostiene la medalla plateada y la mascota de los Juegos con una sonrisa amplia. La acompañan Mariana Larroquette (arrodillada), goleadora de los Panamericanos; Adriana Sachs, la subcapitana, Miriam Mayorga y Dalila Ippolito, la flamante incorporación de UAI Urquiza, proveniente de River.

El bicampeón de AFA se prepara para afrontar la agenda futbolística del segundo semestre, que incluye la participación en la Copa Libertadores (octubre, en Ecuador).

Comentarios