Conferencia en Tucumán: un pedido de ayuda a la comunidad siria

Siria necesita muchas cosas, después de casi ocho años en guerra contra potencias extranjeras, dijo el embajador sirio en Argentina.

27 Abr 2019
1

PROTAGONISTA. Mahfouz contó anécdotas de la guerra en Siria, para ilustrar lcómo se difunden noticias falsas. la gaceta / foto de diego aráoz

Siria ha recuperado casi el 90% de su territorio “de manos del terrorismo internacional”, pero aún lleva adelante una batalla mediática que intenta instalar que el país árabe se encuentra inmerso en un conflicto sectario o en una guerra civil. Esa postura desplegó anoche, en su charla en la Sociedad Sirio Libanesa, el embajador de la Répública Árabe Siria en Argentina, Mohamed Maher Mahfouz. “Vengo a traerles un saludo de la madre patria”, dijo.

El diplomático se dirigió en árabe a los presentes y varios de ellos le respondieron en el mismo idioma. Para los que no hablaban la lengua de la “madre patria”, un traductor se hizo cargo de transmitir los saludos de bienvenida, las preguntas y las inquietudes. La conferencia, organizada por el Instituto Argentino Árabe, se realizó en el auditorio de Maipú 575, con la sala llena.

A la mañana, tuvo una reunión con el gobernador Juan Manzur, a quien reconoció por su ascendencia árabe. “Veo con alegría que muchos miembros de la colectividad tienen una importante participación en la comunidad”, dijo al comenzar la conferencia.

Mahfouz caracterizó como terrorista a la alianza de potencias occidentales que intenta derrocar al gobierno de Bashar al Assad, que el ejército opositor apoya y financia a grupos armados que llevan adelante atentados en los que mueren decenas de civiles, entre ellos niños y mujeres.

“Necesitan una Siria fragmentada, derrotada”, dijo, y aseguró que años antes del comienzo de la guerra, ya las potencias occidentales, lideradas por Estados Unidos, estaban preparando la invasión.

En su “alianza con grupos armados terroristas, han cometido crímenes espantosos”, señaló. “Hemos llegado al punto en que padres sacrifican a sus hijos, les ponen un chaleco con explosivos para hacer volar una comisaría o una dependencia pública”, afirmó Mahfouz.

Al frente militar se suma, dijo, la guerra mediática, con el ataque de cierta prensa que difunde noticias falsas, ya sea sobre las acciones del gobierno como sobre la marcha de la guerra.

“Yo mismo he visto cómo se difunden esas mentiras. Cuando trabajaba en el consulado, en la ciudad de Homs, me envían la orden de cerrar la oficina y salir de inmediato porque ‘el ejército de ocupación estaba en la plaza de la ciudad’, al frente de mi lugar de trabajo. Salí a la puerta, saqué una foto de la plaza, con gente caminando, ómnibus en marcha y hasta el carro que vende verduras circulando normalmente, y se la envié a mis superiores”, relató.

“Han difundido noticias falsas, como que el gobierno sirio atacó a su propia población con armas químicas, pero no han podido demostrar nada de ello. Al contrario, una inspección siria a los cascos blancos encontró toneladas de materiales para fabricar este tipo de armas”, insistió.

La guerra, que comenzó en marzo de 2011, implicó también un bloqueo férreo. “La Sexta Flota de Estados Unidos está instalada frente a la costa siria, y no se permite el paso de petróleo, ni de alimentos, ni de productos farmacéuticos, y el comercio está interrumpido. El boicot es enorme”, señaló. También se han bloqueado las cuentas bancarias, por lo que esi imposible realizar transferencias internacionales.

Mientras tanto, la población se encuentra en situación crítica. “Se necesitan medicamentos, porque mucha gente ha quedado herida, está enferma o con discapacidades; alimentos de todo tipo: trigo, legumbres -relató-. Por eso, ahora Siria necesita de sus hijos” para poder reconstruirse.

Mahfouz propuso que los miembros de la colectividad siria en Tucumán, como ya están haciendo en otras provincias, se organicen para enviar donaciones de alimentos no perecederos y medicinas para ayudar a la población a capear la crisis. Ofreció asistencia como diplomático para realizar los trámites aduaneros e invitó a los miembros de la comunidad a que visiten Siria lo más pronto posible.

Ante una pregunta acerca de las negociaciones de algunos gobiernos para recomponer relaciones con Europa y con otros etados árabes, Mahfouz indicó que Siria está dispuesta a reabrir el diálogo, con la condición de que -en primer lugar- lo pidan formalmente, y de que se desvinculen por completo del ejército terrorista, que dejen de financiarlo y de proveerle armas.

“Siria va a recuperar el 100% de su territorio. La presencia turca y estadounidense es real, pero sabemos que toda nuestra tierra va volver a la patria. Siria existe desde 10.000 años antes de Cristo, es un pueblo que recibió más de 3.000 invasiones a lo largo de su historia. Allí se inventó la escritura, de nuestra tierra salió el primer alfabeto. No nos van a vencer”, fue su mensaje.

Comentarios