Piden la renuncia del jefe de Policía y el Gobierno decide esperar

27 Feb 2019

El fallo en el juicio por el secuestro y el asesinato de Paulina Lebbos, y el posterior encubrimiento del crimen, ya generó cimbronazos dentro del área de seguridad del Gobierno. Mientras Emilio Mrad, representante legal de Alberto Lebbos, solicitó que sean separados los policías que fueron mencionados en el juicio; Luis Ibáñez, el secretario de Seguridad, confirmó que por el momento no se tomó ninguna decisión sobre el asunto.

“Este fallo marcó un hito en la historia de Tucumán. Les está dando un mensaje a los actuales gobernantes para que comiencen una modificación en la actual cúpula policial, porque participó del encubrimiento del crimen de Paulina. Esta gente no puede estar más en la fuerza policial”, sostuvo Mrad. “Es la oportunidad histórica de Juan Manzur y de Osvaldo Jaldo de lograr que la gente confíe otra vez en la Policía”, agregó respecto del gobernador y el vice.

“Vamos a aceptar todos los requerimientos que la Justicia haga. Aportaremos todo lo que la Justicia nos solicita: nos ponemos a su entera disposición. Tenemos que ver los alcances que tenga la investigación para tomar una decisión”, aclaró Ibáñez en diálogo con LA GACETA Central, el programa televisivo del mediodía.

El tribunal pidió que se investigara el proceso de reincorporación y ascenso de Enrique García, el comisario de Raco que fue condenado por haber cometido irregularidades en las actuaciones del hallazgo de la víctima. Y el jefe de Policía, José Díaz, fue uno de los miembros de esa junta. El actual titular de la fuerza declaró como testigo y confirmó las maniobras irregulares que se habían cometido. También quedaron involucrados en esta línea el senador José Alperovich, Mario López Herrera, ex ministro de Seguridad, y Eduardo di Lella, ex secretario del área.

El subjefe de Policía, Francisco Picón, renunció el lunes, horas antes de que se conociera el fallo en el que también se pidió que sea investigado por incumplimiento de los deberes de funcionario público y falsedad ideológica. “Su renuncia fue por cuestiones personales”, sentenció Ibáñez.

Los ex funcionarios policiales que los jueces pidieron que sean investigados son: Lilia Moyano (actualmente trabaja en el Ministerio Público Fiscal); Fernando Vázquez Carranza (también perito), Fernando Rodolfo Maruf (ex de Inteligencia), Marcial Escobar, Alfredo Jiménez y Luis Santana (comisarios que fueron contratados por el gobierno de Alperovich para que realizaran una investigación paralela).

En tanto, quedaron procesados por falso testimonio los ex uniformados Ernesto Fierro (de la Policía Vial), Daniel Díaz (fue retirado en diciembre), Raúl Lobo (ex jefe de Bomberos), Raúl Ferreira (ex jefe de Investigaciones), Gustavo Herrera (otro ex comisario que hizo una pesquisa particular) y Jesús Guerra (ex investigador de la Brigada Norte). También fue procesado por este delito Arturo Polli, que sigue en la fuerza.

Comentarios