Al final, Gerardo Morales y Tulia Snopek se casaron en una ceremonia indígena

El gobernador jujeño había sido imposibilitado de contraer enlace por una cautelar de la Justicia tucumana que afecta a su pareja.

07 Dic 2018

El gobernador jujeño Gerardo Morales y la escribana Tulia Snopek sellaron su vínculo sentimental este mediodía en una ceremonia indígena que se realizó en los cerros de Purmamarca, ya que la primera dama aún está casada y el divorcio con el abogado tucumano Carlos Marti Coll sigue empantanado judicialmente.

La celebración contó con unos 800 invitados, entre ellos dirigentes y militantes locales de la UCR-Cambiemos que llegaron hasta el pueblo enclavado en plena Quebrada de Humahuaca a 65 kilómetros de San Salvador.

Morales compartió imágenes de la decoración a través de sus redes sociales.

La ceremonia estuvo a cargo de referentes originarios que llevaron adelante una ofrenda a la Pachamama en un "momento íntimo y familiar el cual se realizará en otro momento diferente al de la celebración de la boda".

"Esta ofrenda tiene la finalidad de pedirle a la tierra que todo lo que esta nueva pareja y familia viva y emprenda, además para que  tenga la protección y el acompañamiento de la madre tierra y todas las energías", explicaron desde el entorno del mandatario a Télam.

El vino que pusieron en las mesas de los invitados.

Luego, la pareja guiada por líderes espirituales ingresó a través del pasillo y se ubicó en un altar compuesto por plantas frescas, en formas de arcos, compuesto de molle, ruda y romero. "Esto sirve para que el matrimonio este protegido de cualquier daño y limpiará sus espíritus fortaleciéndolos", aseguraron.

Unos 800 invitados fueron invitados a la particular ceremonia.

El enlace se coronó con el intercambio de cuencos de semillas con el que prometieron "una vida juntos de trabajo y unión", al tiempo que entregaron flores y recibieron los saludos de los presentes, quienes se trasladaron al Club Santa Rosa (ubicado en el pueblo quebradeño), donde compartieron carnes de cordero de la puna jujeña.

La cautelar

La medida cautelar emitida en la Justicia de Tucumán bloqueó la pretensión de Morales y de Snopek de contraer nupcias. La resolución precautoria la mantiene vinculada a Marti Coll, al impedir la registración de la sentencia de divorcio dictada en el Poder Judicial de Jujuy.

La decisión provisional de Hugo Rojas y Ester Valderrábano de Casas, vocales de la Cámara de Familia y Sucesiones de esta capital, fue recurrida por Gabriela Saade, abogada de Snopek.

La medida de no innovar implica que, aunque los Tribunales jujeños la consideren divorciada, la escribana y funcionaria pública sigue unida “en los papeles” a Marti Coll, con quien se casó el 7 de noviembre de 2015.

En Esta Nota

Jujuy Gerardo Morales
Comentarios