“Yo no manejo la Justicia”, dice el gobernador de Jujuy

“Con Tulia nos casaremos en una ceremonia indígena: no me interesan los papeles”, expresó el mandatario jujeño.

25 Nov 2018 varios autores
1

“NO ES CASUAL”. Según Morales, el senador Snopek critica a la Justicia porque “sus amigos deberían estar presos”. fotos gentileza secretaria de comunicación y gobierno abierto de jujuy

Asegura que guardó silencio sobre el conglomerado de pleitos civiles y penales que involucran a su pareja, Tulia Snopek, y al ciudadano tucumano Carlos Marti Coll porque los consideraba conflictos del orden privado. Pero Gerardo Morales, gobernador de Jujuy (UCR-Cambiemos), dice que el enfrentamiento ha ido demasiado lejos y adquirido un cariz institucional que lo obliga a sentar posición como titular del Poder Ejecutivo. En una hora y media de diálogo, Morales afirma que en su jurisdicción imperan las leyes y la Constitución, y que las garantías están plenamente vigentes. “Yo no manejo la Justicia de Jujuy”, define. Además, anticipa que le resulta indiferente la cautelar dictada por la Cámara de Familia de San Miguel de Tucumán que mantiene a la futura primera dama unida en los papeles a Marti Coll, su marido anterior. “Con Tulia nos casaremos igual el 15 de diciembre en una ceremonia indígena”, anuncia.

El salón “Fascio”, recinto de la Casa de Gobierno llamado así en honor al primer gobernador jujeño, es el escenario de la conversación con LA GACETA, donde también hubo espacio para el comentario político (se informa por separado). Bustos de los ex presidentes Raúl Alfonsín y Domingo F. Sarmiento dominan la habitación: en el medio de ellos se destaca un retrato de Mauricio Macri, a quien Morales no llama “jefe”, sino “amigo”. Una escultura moderna de un Yaguareté mira hacia el sillón del gobernador, que asume la pose desafiante del felino cuando se refiere a Marti Coll y al hermano de su pareja, el senador justicialista Guillermo Snopek (h), que defiende al primero, y que en el Congreso de la Nación dijo que Jujuy carece de Estado de Derecho. “Cuidado con ser funcionales a un sector que hizo mucho daño en esta provincia”, advierte, y recuerda la impunidad y la violencia con la que actuó la dirigente kirchnerista Milagro Sala. Morales dice que está convencido de que el “gran cuñado”, como llama al senador, y Marti Coll pretenden réditos políticos y económicos con los pleitos de Tulia Snopek. “Se ha levantado un tribunal de inquisición contra una mujer que no ha dicho nada y que tampoco dirá en el futuro”, insiste.

El conflicto que trascendió en agosto llegó hasta el punto de producir tensión entre los Tribunales de Jujuy y de Tucumán. Ambas jurisdicciones se disputan el control de una causa penal promovida por la pareja de Morales en su provincia por la supuesta retención indebida de una camioneta Audi Q3 atribuida a Marti Coll. El abogado llegó a estar prófugo de la Justicia jujeña por este caso, cuya elevación a juicio ya fue requerida por el fiscal Aldo Lozano. En paralelo, los camaristas tucumanos Hugo Rojas y Ester Valderrábano de Casas impidieron provisoriamente la inscripción de una sentencia de divorcio emitida en Jujuy a instancias de la también abogada y ex funcionaria pública. En agosto, Marti Coll expresó que Morales había orquestado la causa penal para extorsionarlo y obligarlo a renunciar a sus pretensiones patrimoniales. Morales sostiene la misma acusación respecto del ciudadano tucumano. El viernes, el mandatario dijo que había presentado otra denuncia por “chantaje” contra él; su madre, Victoria Hill Terán, y el letrado René Goane, hijo del vocal homónimo de la Corte Suprema de Justicia de Tucumán.

“Esta causa privada oculta muchos intereses”, explica. Y añade que su Gobierno dio pasos hacia el fortalecimiento del Poder Judicial, y que una prueba de ello es la implementación de concursos de antecedentes y oposición para la designación de jueces. “Ampliamos el Superior Tribunal de Justicia entre otras razones porque su antigua composición se oponía a la institucionalización de los concursos. Hoy ese sistema está vigente y es la columna vertebral de la transparencia”, comenta. Morales dice que su gestión creó un juzgado anticorrupción; modificó la ley de ética pública y sancionó otra de acceso a la información estatal, y puso en marcha el Ministerio Público de la Acusación. “Hemos enfrentado la corrupción y a Milagro Sala, que ha sido sometida a un proceso ajustado a la legalidad. La Corte Suprema de Justicia de la Nación lo convalidó y confirmó la prisión preventiva, aunque sabemos que lo que corresponde es ir al juicio, pero la defensa de Sala se ha dedicado a impedirlo mediante la desacreditación del sistema judicial”, acota. Y critica: “no es casual que el senador Guillermo Snopek (h) plantee objeciones a la Justicia de la provincia porque obviamente forma parte de lo que pasó en Jujuy. Sus amigos (los ex funcionarios Eduardo) Fellner, (Luis) Cosentini y (Armando) Berruezo tendrían que estar presos. Obviamente que las instituciones son perfectibles, pero, ojo, porque se puede estar siendo funcional de manera involuntaria a cuestiones que son muy duras”.

- Cuando el senador Snopek (h) planteó que en Jujuy no había Estado de Derecho usted le dijo “patético” en un tuit ...

- Sí, a ver, que vaya al psicólogo porque no le entra en la cabeza que me voy a casar con su hermana, que es peronista. Ambos son hijos del ex gobernador que fue mi amigo (Guillermo Snopek padre), con el que empecé a trabajar en política … A Tulia la conozco desde que tenía 16 años.

- Usted habla de un caso privado, ¿pero no puede afectar su gestión?

- Detrás de él se busca desprestigiar a las instituciones. Yo no manejo la Justicia de Jujuy. El juez (Isidoro) Cruz (a cargo de la causa penal) es peronista y fue designado por gestiones peronistas: los que se quejan tienen las mayores garantías con él. En verdad mi mujer no está conforme con las decisiones que él ha tomado, pero así son las cosas. Este juez trata al senador como “Guillermito” y se reconoce como amigo del padre. Yo veo toda la bola que se está armando detrás de esta causa privada y digo ojo con Jujuy, sepan lo que ha pasado y tengan cuidado con terminar siendo funcionales con una situación muy dañina. Se robaron toda la plata. El círculo de Guillermo (h) sí presionaba a los jueces, sí garantizaba la impunidad y, por ello, debería estar preso. Este tema privado me parece bochornoso y hasta indigno: están llevando a una mujer ante un tribunal de la inquisición. Esa mujer no ha dicho nada ni dirá porque es una mujer y una gran persona. Marti Coll es un despechado que anda ventilando cuestiones de plata … Yo en eso no me meto, pero sí me preocupa la impronta machista que se antepone a la voluntad de una mujer que quiere divorciarse, y que está amparada por un Código Civil y Comercial que le da la posibilidad de romper el vínculo de manera unilateral.

- ¿Usted ve machismo en la medida cautelar de la Justicia de Tucumán que bloquea la inscripción del divorcio dictado en Jujuy?

- No, yo creo que ahí hay prevaricato. Nunca se ha visto algo así, como tampoco que la sentencia firme del 23 de mayo de este año fue y volvió a Tucumán el 7 de noviembre para su inscripción: ese mismo día, el Juzgado de Tucumán rechazó la cautelar; ese mismo día (Marti Coll) presentó el recurso de apelación, y ese mismo día la Cámara de Familia y Sucesiones resolvió frenar la anotación del divorcio. Y no hay que descuidar los vínculos del ex marido de mi mujer con Goane (h) y su padre, un vocal de la Corte de Tucumán. A propósito de ello yo hice una denuncia por extorsión y por chantaje porque antes de que LA GACETA publicara la primera nota a mí me llega por medio de José Cano y de Pablo Walter (dirigentes locales de Cambiemos), y de Federico Morales, que es el jefe de prensa del presidente Macri, un mensaje para que intervenga en el pleito y haga un acuerdo económico favorable a Marti Coll para evitar la desacreditación y el escarnio público. Pero yo no me voy a dejar chantajear ni extorsionar, y por ello los denuncié en los Tribunales de Jujuy.

- Marti Coll se queja de que los jueces jujeños no escuchan sus razones.

- Aquí en Jujuy están dadas todas las garantías: es una Justicia armada por el peronismo. Marti Coll se fugó de la intimación a devolver un auto de Tulia: por eso le dictaron la orden de detención y aún así anduvo por aquí como si nada. Es una victimización de una gran cobardía y de un poco hombre. Existe un divorcio firme y aclaro que el juzgado jujeño que lo emitió resuelve este tipo de procesos en 32 días: o sea que en el caso de Tulia se demoró seis más. Tanto manejo la Justicia que el divorcio de quien es mi mujer, porque eso no lo va a parar nadie, está en la Corte de la Nación. Nosotros vamos a casarnos cuando decidamos hacerlo, pero yo no voy a forzar la inscripción en el Registro Civil. Nos vamos a casar el 15 de diciembre porque hemos tomado la decisión de empezar a vivir juntos desde ese día. A mí no me interesan los papeles y voy a hacer una ceremonia indígena. Nadie nos va a impedir tomar la decisión de vivir juntos. Aunque Marti Coll no lo quiera, Tulia ya es libre. Este culebrón puso en debate que todavía no hay una cultura para el divorcio exprés. Pero bueno, quieren plata, aman el dinero… Yo pido respeto para una mujer con principios.

-¿Es razonable que el fiscal Aldo Lozano haya pedido la detención de Marti Coll el mismo día que ingresó la denuncia?

- Pero ese es un tema del expediente donde yo me pierdo … Presté interés al caso de familia porque quiero casarme. Pero cualquier argumento se cae frente a la evidencia de que el auto en cuestión es de propiedad de Tulia: está registrado a su nombre y ella sigue pagando el seguro. Todo lo demás es una entelequia utilizada para victimizarse.

- Marti Coll asegura que usted asistió a una reunión con el senador Snopek (h) en el estudio de Nivea Del Valle Adera, abogada de Tulia Snopek, y que allí los amenazó. La letrada dice que ese encuentro no existió. ¿Qué manifiesta usted?

- Yo solamente entré y me fui porque con Guillermo no quiero tener ningún tipo de cruce.

- Marti Coll dice que un funcionario de su Gobierno lo espió y vigiló, y que policías de Jujuy se desplazaron a Tucumán por este conflicto …

- No me consta. Sí sé que viajó una delegación para notificarlo sobre la causa. Él se escondió. Lo demás es una gran mentira.

- ¿Por qué designó a Tulia Snopek como síndica suplente ad honorem de la empresa estatal de litio en enero (renunció en abril)?

- Perdón, no voy a contestar eso.

- ¿Por qué su sobrina Lucía Fabiana Morales trabaja con el juez Cruz, que tramita las causas más sensibles para su Gobierno?

- Cuando leí esto iba a salir a decir que mentían. Después me enteré de que estaba recién recibida y que estaba ahí… Pero eso no desacredita la Justicia. Tanto Marti Coll como Snopek (h) usan este argumento para atacar al juez Cruz, que les ha dado todas las garantías, para mi gusto, de una forma exagerada.

- Cruz dijo que a los parientes había que designarlos o hacerlos designar…

- Me parece poco feliz.

- El mismo juez manifestó que el fiscal Lozano se había excedido en distintos aspectos de su actuación en la causa que inició su pareja a quien, por ejemplo, le entregó la camioneta que reclamaba antes de esclarecer la denuncia.

- Como verán, el juez discrepa con el fiscal, pero son temas de la Justicia. Así funciona el sistema y las partes no siempre deben estar de acuerdo.

- Cuando llegó al poder, usted incorporó cuatro vocalías al Superior Tribunal. Dos de los nuevos miembros eran diputados de su partido que votaron a favor de la modificación judicial. ¿Esto no luce poco institucional?

- No, tratándose de quienes se trató. Los cuatro nombres que propuse fueron avalados por el bloque justicialista, entonces Frente para la Victoria. Eran candidatos intachables: los legisladores Pablo Baca y Luis Altamirano; la funcionaria judicial Laura Lamas y el ex dirigente Federico Francisco “Pachi” Otaola, que es un abogado reconocido. La calidad de las personas tira abajo cualquier cuestionamiento.

“Los jueces antes estaban presionados”

El gobernador Gerardo Morales (UCR-Cambiemos) expresó que en la Justicia de Jujuy no hubo depuración ni procesos de destitución durante los tres años que él lleva en el Poder Ejecutivo. “Los jueces antes estaban presionados: ahora pueden actuar con libertad”, informó. El mandatario afirmó que la gobernabilidad sí es compatible con la institucionalidad. Y responsabilizó por la impunidad de los poderosos hoy acusados de delitos de corrupción al “viejo” Superior Tribunal de Justicia y el fiscal general todavía en funciones (Alejandro Ricardo Ficoseco). “(El fiscal general) durmió todas las causas. La creación del Ministerio Público de la Acusación ha sido muy importante para independizar a los fiscales”, comentó.

- Circuló una versión de que el juez Cruz recibía dinero de su Gobierno…

- Eso lo dijo la Tupac (organización de Milagro Sala) para fundar una recusación. Es una falacia para sacar al juez, que a mí en ciertas cosas puede no gustarme, pero cuya independencia es indudable, especialmente en el caso “Snopek-Marti Coll”.

Comentarios