Los desafíos de Zverev - LA GACETA Tucumán

Los desafíos de Zverev

El mejor de la nueva generación. Por Nate Williams y wolfgang Müller - DPA.

20 Nov 2018
1

LA MÁS IMPORTANTE. Zverev festeja con la Copa de Maestros. reuters

Boris Becker no tiene dudas: Alexander Zverev es el mejor de la nueva generación. La gran pregunta que se hace el tenis, sin embargo, es si el alemán podrá arrebatar en el corto o mediano plazo el mando a la “vieja guardia” comandada por Novak Djokovic, Rafael Nadal y Roger Federer.

El alemán dio un paso de gigante en esa dirección al vencer a Djokovic en la final del Masters de Londres para conquistar el mayor título de su carrera. “‘Sascha’ ha logrado convertirse definitivamente en una estrella con este triunfo”, aseguró el legendario Becker, el último alemán que había ganado el Masters (1995). “El título de Londres muestra que es el más grande de la nueva generación”, señaló.

Su conquista en la capital británica, donde Zverev batió en un mismo fin de semana a Federer y Djokovic, da un enorme impulso a un jugador que vivió un 2018 con altibajos (para lo que eran sus expectativas). Volvió a fallar en los Grand Slams, su cuenta pendiente. Zverev aún no pudo superar la barrera de los cuartos de final en uno de los cuatro grandes, instancia que alcanzó este año en Roland Garros. Pero visto su nivel, parece ser una cuestión de tiempo.

Así lo cree Djokovic, que consideró que el alemán está en condiciones de ganar numerosos Grand Slam. Incluso, al punto de superar los 14 que actualmente tiene el serbio.

“Espero que pueda superarme. Sinceramente lo digo. Es una persona muy agradable y con mucha dedicación por el trabajo”, destacó el número uno del mundo tras su derrota en la final. “Veo muchas similitudes entre su trayectoria profesional y la mía”, indicó el serbio, que ganó en 2008 el primero de sus cinco Masters a la misma edad que tiene hoy el alemán.

Más responsabilidades

Según dijo Zverev al comienzo de la semana, el Masters se encuentra para él “casi al mismo nivel que un Grand Slam”. La victoria en Londres podría suponer por ello un cierto alivio para el autoexigente alemán, aunque también implicará mayores responsabilidades. Zverev pide calma. “Un momento, ellos son el número uno, dos o tres del mundo y por lo tanto los mejores”, dijo el alemán sobre Djokovic, Nadal y Federer antes de referirse puntualmente a su rival de la final. “Yo he ganado uno de estos (apuntando al título de Masters). Él tiene cinco. Y luego, no sé, unos 148 trofeos más que yo. No vayamos por ahí por ahora”.

“Todavía tengo mucho por mejorar. Soy muy joven”, dijo un Zverev que está aprendiendo a no cargarse con un exceso de presión. Con el mítico Ivan Lendl como entrenador, Zverev está encontrando la calma que no supo conseguir en su turbulento trabajo con el español Juan Carlos Ferrero, con quien acabó su cooperación a principios de año en medio de duros reproches.

Más centrado dentro de la pista y más estable emocionalmente, el alemán de 1,98 metros luce listo para dar el gran golpe que el tenis lleva esperando desde hace tiempo.

Pero, de momento, será tiempo de unas vacaciones en Dubai y las Maldivas para Zverev. Y luego sí, a partir del 2 de diciembre por la mañana, comenzar a entrenar de cara a un 2019 en el que el mundo del tenis lo estará observando atentamente.

Comentarios