Clínica de tenis: una alumna aplicada

“Lucy” Macor sorprendió al ex capitán campeón de Copa Davis durante una clínica.

INTERCAMBIO. Macor está por impactar la pelota que Orsanic le devolvió en la calurosa tarde. La veterana acompañó al grupo Adictas al tenis, en el cierre de la clínica en la Academia Aiziczon. INTERCAMBIO. Macor está por impactar la pelota que Orsanic le devolvió en la calurosa tarde. La veterana acompañó al grupo "Adictas al tenis", en el cierre de la clínica en la Academia Aiziczon. SOFÍA BUSIGNANI
02 Octubre 2018

Daniel Orsanic es un hombre íntimamente relacionado al tenis. Fue jugador, entrenador, capitán de Copa Davis, campeón del torneo por equipos y hoy recorre el país dando clínicas. En su bitácora tiene anotado todo, pero la visita que tuvo en la clínica que brindó este último fin de semana en la provincia fue merecedora de un nuevo apunte. “Le sorprendió que todavía esté en la cancha... y jugando”, contó “Lucy” Macor. Con una sonrisa amplia y constante, la dama que porta 91 años confesó que cuando LG Deportiva le preguntó sobre la experiencia tomó conciencia de quién la elogió. “No me ubiqué en ese momento. Ahora lo estoy pensando realmente”, reconoció la jugadora.

Si bien era Orsanic el que estaba al frente, se entiende, por cómo habla sobre el tenis, que “Lucy” haya vivido con simplicidad el momento. “No uso rodillera, codera, tobillera... no tengo ningún dolor. Todos se sorprenden más que nada por la edad y el estado físico”, detalló la mamá de seis hijas. Desde su brazo derecho, con su drive, considera ella misma, hace el mayor daño a sus rivales. “Es mi mejor golpe, pero hago todas las picardías que puedo”, aseguró. “Una picardía para mí sería hacer un drop cuando ellas están en el fondo y, cuando están en la red, hacerles un globo. ¿Si me lo hacen a mí? Está siempre la compañera detrás tuyo”, comentó entre risas Macor, que juega partidos de dobles.

Pensar que es compleja la situación de ser deportista cuando faltan apenas nueve años para llegar a los 100, ni le cabe en la mente a “Lucy” y tampoco a sus familiares. Graciela, una de sus hijas, parece que seguirá el ejemplo de su madre. “Le preguntan si hay secreto. Sí, lo hay: la vida sana. Lo de mi madre es tan sencillo como eso”, destacó la también tenista que afirmó que los 18 nietos y los nueve bisnietos comprendieron también el mensaje que tiene la vida de “Lucy”. “Nunca se es grande para empezar un deporte porque es la mente la que te lleva a hacer todas las cosas. Si a la mente no la incentivás con ‘vamos, vamos; lo hagamos’ no vas a hacer nada. Te vas a quedar donde estás”, reflexionó Macor.

Ahora es tiempo de hacer las valijas porque un nuevo Nacional de Veteranas espera en Jujuy. “Lucy” será la madrina del torneo, un motivo más para festejar además de que su nieta Macarena, en +30; y sus hijas Mónica, +50, y Liliana, +60, también estarán en competencia.

Tamaño texto
Comentarios
Comentarios