Investigarán por homicidio a la pareja de la mujer que falleció electrocutada

La Justicia analiza las causas por las que Pablo Antonio Gauna colocó una cerca electrificada en el fondo de su casa de barrio San Nicolás.

27 Sep 2018 Por Francisco Fernández
1

El hecho se produjo ayer a la tarde en el pasaje Einstein. FOTO TOMADA DE GOOGLE.COM/MAPS

La muerte de Fátima María Ramírez dejó a todos conmovidos en el barrio San Nicolás, en la zona sur de la capital. La mujer de 33 años falleció electrocutada cuando intentó socorrer a su hijo de 10 años. El niño habría rozado una cerca electrificada y recibió una descarga. Su madre quiso rescatarlo. En ese momento recibió un fulminante golpe de corriente al entrar en contacto con un hierro.

El luctuoso suceso se produjo el martes a la siesta en una casa del pasaje Einstein al 900. Los detalles del caso son analizados por la fiscala de homicidios Adriana Gianonni. También serán investigadas las causas por las que la vivienda tenía un sistema de alambrado con electricidad.

Pablo Héctor Gauna (43), esposo de Ramírez, confirmó en sede judicial que él “había puesto unos cables de alta tensión en la parte de atrás de la casa” porque había sufrido “tres robos” en la propiedad. Pero esa no es la única versión que maneja Gianonni.

La funcionaria judicial no descartaría imputar a Gauna por homicidio con dolo eventual. Según trascendió, a la fiscala le llamó la atención que el hombre no tuviera en cuenta el peligro que representaba para sus dos hijos, menores de edad, colocar una cerca electrificada. De todos modos, por ahora no se adoptarán medidas privativas de la libertad en su contra.

Otra versión

Los investigadores contarían con otra versión. A partir de información reservada, habrían tomado conocimiento de que la víctima habría mantenido una relación sentimental y que Gauna, por celos, decidió electrificar el perímetro de la propiedad. Al ser indagado, el hombre habría reconocido que la mujer mantenía otra relación. El sector donde se encontraban los hierros electrificados está en un pasillo de la casa. Cerca de las 15, el hijo de la víctima se acercó a ese lugar y recibió un golpe de corriente. Su hermana mayor advirtió lo que ocurría y llamó a su madre.

La tragedia

La mujer corrió hasta el lugar y en un intento desesperado por salvarlo, recibió una descarga fatal. Los testigos llamaron al 911. Cuando los policías llegaron, hallaron el cuerpo de Fátima tendido sobre el piso. El pequeño fue llevado hasta el Hospital del Niño Jesús. Los médicos constataron que presentaba un raspón en la pierna izquierda y que se encontraba fuera de peligro.

LA GACETA intentó hablar con el viudo en la mañana de ayer, mientras se realizaba el sepelio en el domicilio donde horas antes ocurrió la tragedia. Por medio de una allegada, explicó que no estaba en condiciones de hablar.

“La familia está destrozada; por el momento no van a hacer declaraciones”, explicó la mujer.

En el velorio estaban presentes muchas madres del barrio y de la escuela de la zona. Todas recordaron a Fátima “como una excelente madre que era muy colaboradora con todas las actividades de la escuela”.

¿Qué es el dolo eventual?

La figura de “homicidio simple con dolo eventual” se aplica cuando, para la Justicia, una persona tuvo que haberse representado que, al realizar una determinada acción, podría ocasionarle la muerte a alguien y, pese a prever ese posible resultado, continuó con su accionar y no hizo nada para evitarlo.

En Esta Nota

Inseguridad
comentarios