Cartas de lectores

28 Jun 2018 Por LA GACETA
1

dfdfdfdfdfdf

Demolemos la historia

Mientras los reflectores de los medios ponen en primera plana la restauración de la Casa Succar, otras antiguas construcciones silenciosamente van siendo demolidas bajo la mirada cómplice e irresponsable de las empresas constructoras. La inexorable pérdida de identidad histórica de lo que fue alguna vez esta pujante ciudad colonial, suma, mensualmente, nuevas demoliciones sin tregua alguna. En la avenida Avellaneda, segunda cuadra, casi esquina Mendoza, un siniestro velo negro de tela en conjuro con los densos árboles allí crecidos ejecutó en tan sólo un fin de semana la demolición de una casa histórica de un notable personaje de la historia del antiguo Tucumán. En calle San Martín, pasando Catamarca, un semiarco de dintel labrado sigue colgando esperando el remate final hace años. La famosa esquina de Mendoza y Rivadavia, donde funcionó una escuela primaria décadas atrás, comenzó a ser demolida hace pocos días. Genera una tristeza y bronca enorme ver desaparecer los esculpidos dinteles y arcos de estilo europeo, que alguna vez embellecieron los frentes de esta ahora desconocida ciudad. Ambientes donde hubo vida, se gestaron ideas y se trazaron destinos, desaparecen impunemente fragmentándose en escombros de relleno con cada cincel destruyendo el revoque con su recuerdo. Fachadas labradas con arte, que son reemplazadas por insulsos edificios diseñados por mentes carentes de visión, abocadas a embutir viviendas en altura vendiendo la falsa esperanza de una mejor calidad de vida por estar más cerca del infernal microcentro. El famoso Barrio Norte fue el primero en caer en la trampa inmobiliaria y la demolición de la histórica vivienda de calle 25 de Mayo al 700, demostró que las constructoras no respetan calles ni tradiciones ni historia. Mientras tanto, decenas de edificios a lo largo de años desfiguraron uno de los barrios más prolijos arquitectónicamente hablando, y encima, los que aún viven en esa zona creen que siguen teniendo el mismo glamour que los caracterizó por años... Siempre, el tucumano orgulloso envidia a la capital salteña por ser la más linda, pero nuestros coprovincianos supieron mantener el casco colonial, pero no capitaliza esa envidia en hacer saber a las autoridades su desaprobación por la ausencia institucional, reglamentaria y de contralor para hacer respetar el casco urbano histórico moribundo remanente. La falta de historia nos condenará al olvido y a esta ya cínica y cosmopolita ciudad, pese a tocar los cielos con los nuevos edificios no alcanzará a tapar la transgresión de los constructores que viven dentro de ella y que en nombre de la modernidad desfiguraron su identidad para las generaciones futuras.

Alejandro Bascolo
[email protected]

El proyecto sobre el aborto

Atento la manifiesta contradicción existente entre proyecto Ley de Legalización del Aborto, con los tratados internacionales de jerarquía constitucional (Art. 75, inc. 22 C.N.); o sea la específica oposición que existe entre el proyecto de legalización, con el Pacto de San José de Costa Rica, Art.4.1 que “defiende la vida desde la concepción”, y que el mismo fue ratificado por el Congreso de la Nación por la Ley N° 23.054 vigente; como así también con la evidente incompatibilidad que el proyecto tiene con la Convención sobre los Derechos del Niño -ratificada por el Congreso mediante Ley 23.849 vigente-, que en forma expresa dejó constancia de reserva de derecho, que dice: “....Con relación al art 1 de la Convención de los Derechos del Niño, la Argentina declara que el mismo debe interpretarse en el sentido que se entiende por niño a todo ser humano desde el momento de la concepción y hasta los 18 años de edad...”, como asimismo lo establecido en el preámbulo de la Convención sobre los Derechos del Niño (aprobada en Argentina por la Ley 23.849). Por lo tanto, atento el plexo normativo vigente, tanto nacional como internacional, que se da de bruces con el proyecto de legalización del aborto, se requiere a nuestros representantes tanto del Ejecutivo como del Legislativo Nacional, que respeten y hagan respetar: “el Derecho a la Vida desde la concepción”, atento que en nuestro país el proyecto de legalización del aborto resulta totalmente inviable, por ser el mismo conforme, al plexo citado, totalmente inconstitucional.

Miguel Ángel González Fidani
[email protected]

La pobreza de los docentes

La reapertura de las negociaciones salariales, para la docencia, es clamor en las escuelas ¿Razones? Varias. “Manzur advirtió que la inflación le preocupa” (LA GACETA). “El costo de la canasta básica alimentaria en la Argentina registró durante mayo un incremento del 4,8%”. “Una familia tipo -compuesta por dos personas adultas y dos niños- necesitó en mayo percibir ingresos por $ 18.833,55, para poder abonar los bienes y servicios que integran la canasta básica total, y de esta manera no caer por debajo de la línea de pobreza”. La canasta básica total acumuló una suba del 12,9% desde que comenzó el año. “De esta manera, las familias se encuentran en situación de indigencia con ingresos por debajo de $ 9.218; en situación de pobreza no indigente ubica a los que cuentan con ingresos de entre $ 9.218 y $ 19.099, y no pobres vulnerables entre $ 19.099 y $ 24.206”. El salario de un maestro, jornada simple, de mediana antigüedad, está por debajo de la cifra mencionada. Se encuadra en la pobreza no indigente y los no pobres vulnerables. El director del Observatorio de la Deuda Social de la Universidad Católica Argentina (UCA) aseguró que “no sólo habrá pobres cada vez más pobres, sino que muchos sectores de la clase media terminarán cayendo en esa misma situación”. Las familias de los alumnos no escapan a la situación. El salario debería rondar en los $ 24.206, como se denomina a la canasta básica total. En este cuadro, el legislador representante de La Bancaria inicio gestiones para que se otorgara un bono de $ 5.000 a los empleados de la Legislatura. Uno de sus sindicatos lo rechazó afirmando que “no somos una élite dentro de los trabajadores y no nos beneficiamos con ningún aumento que no corresponda al resto de los empleados de la provincia”. El otro sindicato, en cambio, explicó que “día a día, están en la puerta de la Caja Popular buscando sacar préstamos, endeudándose para poder sobrevivir”, pidiendo “un ajuste “del 6% o 7%” en sus haberes”. Esa es la realidad, vía tarifas y devaluación de la moneda, de docentes y empleados públicos. El acuerdo salarial, del 15% y 17%, realizado en marzo, lo superó la inflación ¿Qué están esperando los representantes del Frente Gremial Docente? Es perentorio un bono de emergencia y un ajuste de los sueldos. La élite salarial no es de trabajadores bancarios, sino los sueldos de legisladores, funcionarios, “ñoquis” y adscriptos que no desempeñan ningún rol productivo.

Pedro Pablo Verasaluse
[email protected]

Deficiente atención en Anses

Me dirijo al titular de la Agencia Tucumán de Anses para reclamarle porque resulta indignante el trato que recibe la gente que concurre a realizar un trámite en las oficinas de la delegación que preside. Colas interminables desde varias horas antes de la madrugada, soportando temperaturas gélidas y esperas que llegan hasta pasado el mediodía. Días pasados se publicó una información en LA GACETA, relatando que ¡una mujer es trasladada en un motocarro para poder recibir los pesos que cobra! ¿Tan bajo cayó en esa delegación el respeto por el prójimo? ¿No se considera que la gente que concurre es por extrema necesidad? Ahora, la gran pregunta es ¿qué se hará al respecto? ¿Cómo se aliviará el calvario que tienen que padecer los desafortunados que deben hacer un trámite en Anses Tucumán? Porque el titular de Anses puede mejorar la situación de mucha gente, está en su facultad hacerlo. ¿Lo hará?

Sergio Damián Aráoz
[email protected]

Comentarios