reuters reuters
25 Abril 2018

La victoria que consiguió Real Madrid en el Allianz Arena ante Bayern Munich confirmó que el equipo blanco ha perdido todo el respeto a sus viajes a Alemania. Los “Blancos” vencieron 2-1 en la ida de las semifinales de la Liga de Campeones y consiguieron su tercera victoria consecutiva en el estadio del campeón alemán, algo impensable hace unos años. “Ganar aquí no es nada fácil, los sabemos”, señaló Zinedine Zidane. “Les regalamos dos goles”, se lamentó Jupp Heynckes, técnico del local. En el equipo alemán se lesionaron Jéròme Boateng y Arjen Robben. y se perderán la revancha que se jugará el martes, en el Santiago Bernabeu. Los españoles están a un paso de jugar la tercer final consecutiva.

Temas Real Madrid
Tamaño texto
Comentarios