A pesar del empate, en el “Santo” sueñan en grande

27 Mar 2018 Por Bruno Farano
1

NO APROVECHÓ. San Martín tenía la chance de dar el salto de calidad, pero falló en la puntada final. A pesar de ello, en La Ciudadela nadie piensa resignar las chances de pelear por el primer boleto a Primera. la gaceta / foto de Inés Quinteros Orio

La expectativa que se había generado en la previa al duelo contra Instituto era enorme. San Martín tenía la chance de dar un salto genial, pero se quedó sin fuerzas de piernas para impulsarse hacia los primeros planos del torneo. No porque el equipo haya jugado mal o porque se haya apichonado justo en el momento de pisar fuerte, sino porque estuvo algo errático en los metros finales, y se topó con una “Gloria” que vino a cerrarse demasiado cerca de su arco y porque además, tuvo en Lucas Hoyos a su máxima figura.

Por eso el 0-0 no se modificó y en una Ciudadela colmada, quedó flotando un sabor medio agridulce: todos los rivales habían jugado para San Martín, y fue el propio San Martín quien no pudo dar en la tecla para sacar la “grande”.

En el plantel también terminaron masticando bronca por un resultado que no fue el ideal. “Perdimos dos puntos”, fue tajante en su análisis Damián Arce, el volante que fue de menor a mayor y que terminó siendo uno de los más incisivos a la hora de ir a buscar la victoria.

El ex jugador de Patronato y Unión intentó dar vuelta la página rápido. “Jugamos bien y fuimos protagonistas. Tenemos que quedamos con eso de cara a lo que queda en el torneo. Restan cinco fechas que van a ser claves para nosotros y hay que tomarlas con mucha responsabilidad. Si seguimos creciendo en el juego como lo venimos haciendo vamos a terminar siendo protagonistas en un torneo muy irregular”, agregó.

Arce no quiso especular, ni piensa que ese empate tiró por la borda la ilusión de todo un pueblo. “A pesar de que no pudimos ganar, no pensamos en bajarnos de la lucha por el primer ascenso. Debemos ir a ganar a Gualeguaychú. Una victoria allí, puede ser fundamental”, explicó.

Nadie se cae a pesar del golpe seco que significó un empate inesperado. San Martín venía en alza, el estadio era una fiesta y sólo faltaba que el equipo sumara de a tres para que todo sea redondito. Sin embargo, la idea general dentro del grupo es seguir sumando como lo vienen haciendo para que el final del campeonato los encuentre de la mejor manera. “Esto no nos debilita. Seguiremos buscando el ascenso directo. Hay que meterle con todo y tratar de ir a buscar a Gualeguaychú lo que no se nos dio en esta ocasión”, sentenció Maximiliano Martínez, quien consideró que la falta de suerte y el mezquino planteo que exhibieron los cordobeses formaron un combo explosivo que terminaron minando las esperanzas “santas”. “Hoyos estuvo muy bien. Tapó varias pelotas que podrían haber definido el partido. Además, Instituto se paró muy atrás y nos cerró los caminos. Ahora de visitante, los rivales nos salen a jugar un poco más y eso debemos aprovechar”.

Por ese motivo, el objetivo para el próximo fin de semana ante Juventud Unida es uno solo: ganar. En Bolívar y Pellegrini creen que la tónica del torneo no se modificará demasiado por lo que si el “Santo” encadena un par de buenos resultados en la última recta del torneo puede lograr el máximo objetivo. “Tampoco es que estamos tan mal por este resultado. Me parece que esto no varía mucho de lo que cómo estaba antes de jugar. Todos los equipos empataron y Aldosivi perdió su juego; hay que seguir pensando en sumar la mayor cantidad de puntos. No vamos a bajar los brazos, eso lo tenemos muy en claro”, remató Sergio González.

A pesar de que no se logró el objetivo para esta fecha, nadie baja la guardia. En San Martín creen que lograr el objetivo mayor aún es posible y que el “Santo” sólo depende de sí mismo.

Comentarios