La Justicia devuelve expedientes en un conflicto de concejales

En Yerba Buena, un concejal opositor intentó resguardar documentos.

18 Mar 2018
1

CAJAS. La Cámara devolvió los expedientes elevados por Albornoz Piossek. la gaceta / foto de Inés Quinteros Orio (archivo)

La Justicia le puso punto final a uno de los pleitos entre los concejales de Yerba Buena. El jueves, la Sala I de la Cámara en lo Contencioso Administrativa, que es presidida por el vocal Horacio Ricardo Castellanos, le devolvió al Concejo Deliberante de esa ciudad los expedientes de su comisión de Obras y Servicios Públicos, que se encontraban en poder del macrista Pedro Albornoz Piossek y que él se negaba a entregar.

“Vengo a depositar, ante la excelentísima Cámara, documentación original del Concejo. Solicito se reserve la misma en cajas de seguridad. Mi proceder obedece a la crisis institucional que atraviesa el cuerpo legislativo. Hasta que se resuelva el litigio, los expedientes quedan en custodia de este tribunal”, había escrito Albornoz Piossek, en el texto con el que acompañó la entrega de las cajas.

No obstante, Castellanos consideró que esa documentación no guarda relación con el juicio en cuestión. “Devúelvase la misma al Concejo, que es el responsable de su custodia”, escribió el camarista.

Albornoz Piossek había presidido la comisión de Obras y Servicios Públicos durante 2017. A fines de ese año hubo un cónclave en el que se renovaron las comisiones y se eligieron autoridades internas. De acuerdo a lo resuelto en esa reunión, José Macome sería el nuevo conductor de ese grupo de trabajo. Pero el macrista integra la facción que desconoce esa sesión y sus actos posteriores. “No puedo poner los expedientes a disposición de estos concejales. De hacerlo, estaría validando una situación que considero ilegal. Vamos a esperar a que la Justicia resuelva la cuestión de fondo”, declaraba.

Desde la vereda contraria, Macome lo acusaba de retener, de manera indebida, documentación pública. Incluso en las últimas semanas habían llegado notas al Concejo, de empresarios, para que pusieran a la vista los documentos suyos sobre diferentes proyectos que -decían- desde hacía meses se encontraban paralizados.

El Concejo yerbabuenense está surcado por una grieta que divide a los concejales en dos grupos enfrentados. Por un lado, están los oficialistas Macome, Marcelo Rojas y Javier Jantus (afines a la gestión de intendente radical Mariano Campero, de Cambiemos). A ellos se aliaron los peronistas Héctor Aguirre y Walter Aráoz. Del otro lado, se encolumnan Albornoz Piossek y los radicales Benjamín Zelaya, Maximiliano García y Lucas Cerúsico. La décima banca se encuentra en discusión: aunque Rodolfo Aranda ha asumido a fines de 2017, la oposición ha judicializado ese cónclave, porque consideró que la nunca se alcanzó el quórum necesario para iniciar el debate y aceptar la jura del edil.

En Esta Nota

José Macome
Comentarios