La OMS pide reducir las intervenciones médicas en los partos

16 Feb 2018

Que la mujer decida si quiere o no anestesia o la posición en la que va a parir, que no se le haga un enema ni sea rasurada, que no se aspire al bebé si es sano, son algunas de las nuevas recomendaciones que la Organización Mundial de la Salud (OMS) publicó para establecer estándares y reducir intervenciones médicas innecesarias en el parto. Según el organismo, en los últimos 20 años, los médicos han aumentado el uso de intervenciones que antes sólo se utilizaban para evitar riesgos o tratar complicaciones, como la infusión de oxitocina para acelerar el parto o las cesáreas. Y añadió que “si el trabajo de parto progresa normalmente, y la mujer y su bebé están en buenas condiciones, no es necesario que reciban intervenciones adicionales para acelerar el parto”. Entre las recomendaciones, figuran: tener un acompañante de elección durante el parto; garantizar una atención respetuosa y una buena comunicación entre las mujeres y los proveedores de servicios de salud; mantener la privacidad y la confidencialidad, así como permitir que tomen decisiones sobre el manejo del dolor, el trabajo y las posiciones de parto (ofreciendo diferentes alternativas).

Comentarios