Caso Nahir Galarza: lograron acceder al celular del joven asesinado en Entre Ríos

Luego de múltiples intentos, Gendarmería pudo desbloquear el móvil.

28 Ene 2018

GUALEGUAYCHÚ.- Peritos de Gendarmería Nacional lograron acceder al teléfono de Fernando Pastorizzo, el joven asesinado en Entre Ríos el 29 de diciembre último, quien días antes del crimen había aumentado la seguridad del celular porque su ex novia, Nahir Galarza, detenida por el homicidio, había descubierto cómo usarlo para manipular su contenido.

La fiscal que actualmente está a cargo de la causa, Martina Cedrés, explicó que en las últimas horas fue notificada de que los expertos de la fuerza ayer pudieron desbloquear el móvil y accedieron a su contenido. “No tenemos el informe, no tenemos cuál es la información que hay en el teléfono, y de tenerlo, durante la investigación judicial ninguna de las partes lo puede dar a conocer” indicó al canal de noticias TN.

El miércoles, los especialistas de Gendarmería comenzaron a analizar los aparatos móviles de la imputada y del joven asesinado aunque, al igual que les sucedió a los especialistas de la Procuración de Entre Ríos, no pudieron abrir el segundo de ellos, dijeron fuentes judiciales.

Según los voceros, el smartphone de Fernando, un Motorola G5 Plus, tiene un sensor de huellas digitales para abrir el sistema, un gráfico y un PIN para la mensajería instantánea de Whatsapp.

Un investigador con acceso al expediente detalló que el padre de la víctima declaró que el joven utilizaba la huella digital y los amigos indicaron que tenía un PIN y un gráfico “muy complejo, como un garabato”. “Los mismos amigos de él dijeron que días antes del crimen ella le descubrió el gráfico y accedió a una foto que la subió a un grupo de Whatsapp y le borró contactos, por lo que la víctima cambió todas las claves de acceso que ellos conocían”, explicó el pesquisa consultado.

El crimen fue cometido 29 de diciembre , en la vía pública de Gualeguaychú, donde a Fernando lo hallaron con un tiro en la espalda y otro en el pecho, y su moto y dos cascos tirados a su lado. (Télam)

Comentarios