Advierten que Uruguay nunca va a tener “turismo cannábico”

La ministra de Turismo, Lilian Kechichian dijo que se busca combatir el uso de drogas y no que sean usadas para promoción. El Gobierno dice que el mercado regulado de esa sustancia no se usa para atraer gente.

08 Ene 2018
1

POR EL CANNABIS. Las farmacias uruguayas se llenan de filas de turistas buscando comprar marihuana. canamo.net / Mario Quinteros

MONTEVIDEO.- El Gobierno de Uruguay no permitirá el “turismo cannábico” dentro del mercado regulado de esa droga vigente en el país desde hace casi seis meses, según declaró la ministra de Turismo, Lilian Kechichian, en una entrevista publicada ayer por el diario El País. “Pasa que cada tanto aparecen extranjeros que van a comprar marihuana a las farmacias. Pero el discurso del Gobierno ha sido firme: Uruguay no va a tener turismo cannábico nunca”, reiteró Kechichian.

Desde julio de 2017 en Uruguay es legal la venta de marihuana para uso recreativo, como parte de una política que apunta a quitarle mercado al narcotráfico. La misma ley también reguló el autocultivo y los clubes cannábicos.

Solo registrados

El cannabis es producido por empresas contratadas por el Estado uruguayo y la distribución, en cantidades limitadas, se realiza a través de algunas farmacias exclusivamente a residentes en el país que previamente se inscriben ante el Instituto de Regulación y Control del Cannabis.

“Nosotros pretendemos combatir el uso de las drogas, y no que sea un elemento de promoción de ninguna cosa. Para combatirlas empezamos a transitar este camino que vamos a ver qué resultado da. Los otros caminos han dado un fracaso tremendo”, añadió Kechichian.

“Al mercado regulado de cannabis nunca lo veré como una herramienta o elemento para atraer gente al Uruguay”, insistió la funcionaria.

Consultada sobre el hecho de que muchos visitantes extranjeros consulten sobre cómo acceder a la sustancia, la ministra señaló: “el decreto es bien claro y no ha sido complicado para nuestra cartera hacer entender a los turistas que no pueden acceder a la sustancia de forma legal en el país, donde la producción y venta solo está habilitada para ciudadanos uruguayos”.

“Cuando se sintetiza una medida fuerte, como el animarnos a buscar un camino alternativo al combate al narcotráfico, el extranjero cree que podemos llegar a ser un país cannábico como lo es Holanda. O que se puede hacer turismo cannábico”, expresó Kechichian en ese sentido.

Respecto de la cantidad de turistas que llegarán este verano a Uruguay, Kechichian señaló que este año se llegará a los 4 millones. “En diciembre de 2017 entró más gente que en diciembre de 2016. Y hay posibilidades de alcanzar los 6 millones. Pero no quiero plantear una cifra antes de dar la discusión. Hay que pensar y lograr un análisis completo. Además de planificar un programa de turismo sostenible y sustentable en el tiempo”, agregó.

Asimismo enfatizo: “la inversión pública más grande para desestacionalizar Punta del Este ha sido la construcción del Centro de Convenciones, que tiene su máximo trabajo entre marzo, abril y noviembre. Es un lugar que no se impone de un día para el otro, pero funcionó a la perfección con el China-Lac. Por supuesto que la desestacionalización nos preocupa. Pero se ha avanzado mucho. La ecuación fue cambiando”.

Finalmente, respecto de los precios en Punta del Este, señaló: “ Siempre se elevan durante las temporadas altas. En estos últimos años hay una presencia mayor de uruguayos, pero te diría que fundamentalmente para los argentinos, se ha vuelto accesible”. (DPA)

En Esta Nota

Uruguay
Comentarios