Se termina el fin de semana largo: consejos para evitar demoras y problemas en la ruta 307

Miles de vehículos invadirán el camino esta tarde, cuando sus conductores emprendan el regreso.

10 Dic 2017
1

RUTA 307. Una gruta recuerda a una de las víctimas del camino a los Valles. LA GACETA / ANALÍA JARAMILLO

En la semana que pasó, la ruta 307 fue noticia. Pero no se habló de ella por sus imponentes paisajes, sino por algo trágico: el sábado pasado, un hombre perdió la vida cuando la camioneta en la que viajaba desbarrancó a la altura de la curva del Fin del Mundo. Eso generó un debate sobre el estado de este camino, que constituye la principal vía turística de la provincia. Todo esto ocurrió antes del último fin de semana largo previo a las Fiestas y en el que miles de personas eligieron los Valles para descansar.

Está previsto que esta tarde/noche miles de vehículos invadirán ese camino en dirección al llano cuando sus conductores emprendan el regreso a sus casas. Por ese motivo, acá van algunos consejos para evitar riesgos y demoras innecesarias.

- En lo posible, hay que evitar emprender la vuelta entre las 18 y las 21: estos son los horarios pico del regreso. Si se puede (y si hay ganas) lo ideal es salie a la ruta durante la siesta o durante la noche. Seguramente, el tránsito será más fluido.

- No hay que confiarse: el sábado pasado, un hombre murió en la curva del Fin del Mundo. Si bien el estado del camino es en general bueno, no hay que confiarse. Una mala maniobra o una distracción pueden ser el comienzo de una tragedia.

- En los últimos años se empezó a producir una situación particular: desde el Monumento del Indio hacia abajo, miles de personas copan las zonas aledañas al camino los días de calor. Seb añan en el río, hacen asados junto a la ruta o simplemente disfrutan del contacto con la naturaleza. De todos modos, esto genera riesgos: uno se puede encontrar con vehículos mal estacionados que ocupan parte de la cinta asfáltica, con peatones (muchos de ellos niños) que se cruzan sorpresivamente y también con personas bajo los efectos del alcohol, lo cual implica un riesgo extra.

- Armarse de paciencia: como ocurre en el final de cada fin de semana largo, el tránsito se vuelve intenso. En vez de renegar y hacerse mala sangre, lo ideal es manejar tranquilo que, tarde o temprano, se llega a destino.


Comentarios