“Ojalá no tengamos que tomar medidas extremas”, dijo Jaldo

Participará de un encuentro de gobernadores

23 Nov 2017
1

El Gobierno provincial consideró un “gesto” la decisión de la Nación de reducir las cargas impositivas de impacto directo en la producción cañera. Sin embargo, las tensiones en la relación entre la Provincia y la Casa Rosada están lejos de desaparecer.

Esto podría quedar en evidencia hoy, cuando el vicegobernador Osvaldo Jaldo concurra al Congreso de la Nación, en representación del Poder Ejecutivo (el gobernador Juan Luis Manzur se encuentra en Estados Unidos, en misión oficial).

“Los gobernadores van a exponer lo que han firmado en el Pacto Fiscal para ratificar (lo acordado) delante de los senadores, ya que (al instrumento) hay que darle sanción en la Cámara Alta y en la Baja. El presidente de nuestro bloque, el senador (Miguel) Pichetto, ha convocado a los gobernadores para que llevemos una postura clara. Estamos en pleno diálogo, hay que ser optimistas, ojalá no tengamos que tomar ninguna medida extrema, ni marcha, ni manifestación, ni medidas legales. Porque nada de eso está en nuestro espíritu. Pero si no nos dejan otra opción, no hay dudas de que no nos va a temblar el pulso como Gobierno de la Provincia”, advirtió Jaldo ante la prensa, al cierre de un acto de la Asociación de Trabajadores de la Sanidad Argentina (ATSA).

El vicegobernador sostuvo que tanto la “baja en el precio del bioetanol” como “el aumento de los impuestos internos a las bebidas azucaradas” son dos “golpes a nuestras economías regionales”. “No se puede improvisar. No se puede poner un 15% antojadizo (al bioetanol), y de forma unilateral, bajarlo al 7,5%. ¿A qué responden estos porcentajes? No hay parámetros reales”, señaló el diputado electo, que aún no definió si asumirá en la banca por el oficialismo local.

Ante una consulta de la prensa, Jaldo sostuvo que “a algunas provincias se las premia y a otras se las castiga. Lamentablemente Tucumán está entre las que se castiga”, indicó, haciendo una comparación con las medidas impositivas aplicadas en el Cuyo. Y describió un panorama preocupante. “Si el alcohol no es rentable, la (producción de) caña irá al azúcar; y si hay sobreoferta de azúcar, ya sabemos lo que pasa en Tucumán: el azúcar vale ‘dos pesos’ y se cae nuestra economía regional; perdemos empleos, productividad y recursos en la provincia”, señaló Jaldo. Aunque se mostró esperanzado. “El diálogo no está agotado”, planteó.

Comentarios