El Gobierno anunció una reforma tributaria integral: habrá cambios en ocho impuestos

Se buscará acordar con las provincias una rebaja de los gravámenes a los ingresos brutos y a los sellos. Todos los puntos.

31 Oct 2017

BUENOS AIRES.- El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, indicó que en el proyecto de reforma impositiva que impulsa el Gobierno se aplicarán modificaciones en aportes y contribuciones a la seguridad social, a las Ganancias corporativas y personales, al IVA, a los débitos y créditos bancarios y a los combustibles, además de eliminarse el gravamen a la Transferencia de Inmuebles. 

En conferencia de prensa, remarcó que el cambio "será gradual" y también señaló que se buscará acordar con las provincias una rebaja y "convergencia" de los impuestos a los Ingresos Brutos y a los Sellos, además de felicitar a aquellas que eliminaron el conocido como "aduana interna". 

"Tenemos que mejorar los impuestos que cobramos para poder prolongar este crecimiento", remarcó, y sostuvo: "vamos a poder expandir la base impositiva para poder tener más inversión eficiencia y competitividad". 

"Está claro que la economía argentina está expandiendosé. En este proceso, hoy tenemos una mucho mejor administración del gasto público y eso se nota en las rutas, los puentes, los caminos, en los trenes. En más provisión de cloacas de agua potable", subrayó el funcionario, y remarcó: "ya se ha avanzado notablemente en la mejora del gasto público que, además, va a tener la primera baja en términos de PBI cayendo el gasto del Estado en más de un punto y medio". 

"Llegó la hora de enfocarse en los impuestos", enfatizó Dujovne. "Queremos lograr más eficiencia, más productividad. Queremos un sistema más equitativo, igualitario, eficiente y moderno", apuntó. 

Dijo que el Gobierno se plantea dos objetivos: bajar el déficit y también bajar la presión impositiva para ganar competitividad. "Lo primero que debemos decir es que se trata de algo gradual, de cinco años, para la reducción de nuestros impuestos. Muchos países vecinos lo han implementado, como Chile y Uruguay con este tipo de gradualidad", explicó. 

"Con esta reforma generamos más inversión y generación de empleo. Argentina tiene un nivel de inversión muy muy baja", agregó Dujovne. 

Las claves del proyecto 

- Actualmente las utilidades reinvertidas por las empresas se gravan a una de las tasas más altas del mundo. Esto perjudica la inversión, dado que el capital es el factor productivo de mayor movilidad. Se propone reducir en un plazo de cuatro años la alícuota del impuesto a las ganancias de 35% a 25% para ganancias que no se distribuyan. Así, las empresas tendrán mayores incentivos a reinvertir sus utilidades. 

- El IVA es otro impuesto que en la práctica castiga a la inversión. En el sistema actual quien invierte puede tener que esperar mucho tiempo para recuperar su crédito fiscal de IVA por la inversión realizada, por lo que el costo financiero de invertir se incrementa. Se creará un régimen de devolución acelerada de saldos de IVA para inversiones de largo plazo que subsane la distorsión que actualmente genera el impuesto. 

- Se apunta a reducir el costo de contratación de los trabajadores menos calificados para promover su ingreso al mercado laboral formal. Se propone la implementación gradual (en cinco años) de un Mínimo no Imponible (MNI) para contribuciones patronales, con el cual los primeros $ 12.000 de remuneración bruta no pagarían estas contribuciones.  

- Los impuestos en cascada (impuesto a los créditos y débitos bancarios (ICDB) y los provinciales a los ingresos brutos) son una fuente de distorsiones del sistema impositivo. Se aumentará gradualmente hasta 100% el porcentaje del ICDB que pueda pagarse a cuenta de ganancias. También se avanzará en acuerdos con las provincias para que reduzcan gradualmente las alícuotas de los impuestos a los ingresos brutos y a los sellos. 

- Para avanzar hacia un sistema tributario más justo y equitativo se gravará la mayor parte de las rentas financieras actualmente exentas, con tasas del 15% para las colocaciones en UVA/CER/moneda extranjera y del 5% para las colocaciones en pesos, con un mínimo no imponible para preservar a los pequeños ahorristas. 

- Se buscará eliminar el impuesto a la transferencia de inmuebles (ITI) y se introducirá un impuesto a la ganancia de capital realizada con la venta de inmuebles no destinados a casa-habitación. Esta modificación reducirá los costos de acceso a la vivienda y fomentará la formalización de la actividad inmobiliaria. 

- Se propone reducir los impuestos internos que gravan productos electrónicos, que hace tiempo dejaron de ser artículos de lujo y se utilizan en casi todas las actividades productivas. Además, se diferenciará la imposición entre vehículos de distinta gama, por lo que se reducirán los impuestos para los vehículos de gama media y aumentarán los de alta gama. 

- El Gobierno entiende que el consumo de productos perjudiciales para la salud tiene costos individuales y costos sociales (daños a terceros, gastos del sistema de salud). Por eso, desincentivará su consumo a través del aumento de impuestos a las bebidas alcohólicas y bebidas con azúcar agregado. 

- Para cuidar el medioambiente, se modificará el impuesto a los combustibles para que este dependa de la cantidad de dióxido de carbono emitido. El impuesto afectará al principio a combustibles líquidos y de 2020 en adelante se aplicará también sobre gas natural, GLP y carbón.

Comentarios