Pese a caer ante Federer en la final, Del Potro está en un nivel digno del torneo de maestros

30 Oct 2017 Por Alejandro Klappenbach
1

CONFIANZA. “Ojalá pueda llegar a tu edad como vos. Estás en una forma excelente”, elogió Del Potro a Federer, de 36 años. reuters

El final de la temporada tenística quedó arrinconado en París y Londres. Dos ciudades acostumbradas a concentrar luces turísticas, culturales y deportivas, y donde Juan Martín Del Potro intentará sostener el protagonismo queluce en el cierre de la temporada. La final perdida contra Roger Federer, en Basilea, por 6-7, 6- 4 y 6-3, le impidió acercarse al Masters de fin de año, pero apuntaló una sensación unánime en el planeta tenis: de todos quienes buscan esos 2 lugares para Londres que aún quedan por definirse, el tandilense es, por mucho, quien mejor actualidad exhibe. Y es que “Delpo” ha conseguido, desde el US Open, la continuidad y confianza que muchos le imaginamos en el inicio de 2017.

Cierto es que el desarrollo de la final (fue el 95° título en la carrera de Federer) resultó siempre adverso a Juan Martín. El suizo estuvo muy intenso de principio a fin, con una postura agresiva, a veces desbordante, y con una predisposición para defender que no siempre se le ve con tanta claridad. Frente a este panorama, la indiscutible jerarquía de “Delpo” y su valentía para plantarse en los puntos importantes alcanzan para explicar por qué se quedó con el primer set y dispuso del quiebre inicial en el parcial decisivo. Y si no ganó, resulta sencillo afirmar que su saque, el que tantas veces es la llave que explica sus victorias, no tuvo la confiabilidad ni la influencia habitual y dejó algunas estadísticas elocuentes: consiguió apenas 12 de 36 puntos jugados con el segundo servicio y enfrentó unos inusuales 15 break points.

Al correr los ojos de la final, pueden verse con esperanzadora nitidez sus inobjetables triunfos sobre Bautista Agut, en cuartos de final, y contra Marin Cilic, número 4 del ranking, en la semifinal. Apoyado en la confianza que generan tantas victorias (18 en los últimos 22 partidos) y con el revés recuperado, firme y confiable, el horizonte de Juan Martín plantea una única incógnita repetida: ayer pareció sentir cansancio por la seguidilla de semanas de actividad. Será éste un factor importante en París, allí donde faltará Federer. La respuesta, como tantas veces, la traerá el tiempo en los días que llegan.

BASILEA.- Ser finalista en Suiza le permitió a Juan Martín del Potro avanzar varios casilleros en la carrera por entrar al Masters de Londres, pero todavía falta. Si el tandilense llega o no a obtener su membresía en el torneo que enfrenta a los mejores ocho tenistas de la temporada se definirá a partir de esta semana en el Masters 1.000 de París, última parada antes de la cita en la capital británica.

Por el momento, los clasificados al Masters londinense, que se disputará entre el 12 y el 19 de noviembre, son seis: el español Rafael Nadal, el suizo Roger Federer, el alemán Alexander Zverev, el austríaco Dominic Thiem, el croata Marin Cilic y el búlgaro Grigor Dimitrov.

Las dos plazas restantes le pertenecen, por ahora, al belga David Goffin y al español Pablo Carreño, quienes suman 2.895 y 2.615 puntos respectivamente. Tras la final en Suiza, Del Potro alcanzó las 2.425 unidades y quedó a solo 190 de Carreño. Entre ellos están el estadounidense Sam Querrey (2.535) y el sudafricano Kevin Anderson (2.480) .

El Masters 1000 repartirá 1.000 puntos para el campeón, 600 para el finalista, 360 para los semifinalistas, 180 por cuartos de final, 90 por octavos, 45 por segunda ronda y diez por la primera. Así, Del Potro tendrá que llegar como mínimo a las semifinales y esperar otros resultados. (DPA-Especial)

Comentarios