"Delpo" en Suecia: un duelo difícil pero no imposible

“Delpo” define hoy en Suecia con Dimitrov, que le ganó los últimos duelos.

22 Oct 2017
1

ATENTO. Del Potro no sólo puede confiarse en la mejoría de su revés; ante Dimitrov debe ser preciso en todos sus golpes. reuters

ESTOCOLMO.- Antes de jugar la final del ATP 250 de Estocolmo, Juan Martín del Potro lanzó una advertencia sobre su rival, el búlgaro Grigor Dimitrov. “Me encantaría defender mi título, pero Grigor está jugando muy bien”, declaró en rueda de prensa, después de su victoria en la semifinal sobre el español Fernando Verdasco por 6-7 (4-7), 6-4 y 7-6 (7-1).

“Él ya me ganó en Beijing y en Cincinnati también y es un gran jugador en este tipo de superficies (dura)”, detalló el tandilense. En el historial, es “Delpo” quien manda por 5-2, pero el europeo ganó los dos últimos cruces a los que hizo referencia. Además, la temporada de Dimitrov es superlativa en cuanto a finales jugadas, ya que ganó todas las que disputó (Brisbane, Sofía y el Masters 1.000 de Cincinnati).

La imagen que dejó Del Potro en la semifinal fue positiva. Él también sintió las buenas sensaciones que transmitió su juego y que espera mantener hoy ante Dimitrov, que derrotó en semifinales al italiano Fabio Fognini por 6-3 y 7-6 (7-2). “Jugué un buen partido”, calificó su rendimiento frente a Verdasco. “Por momentos me sentí muy cómodo con mi saque, sobre todo en el último set me tuve mucha confianza”, explicó.

Del Potro comenzó con muy bajos porcentajes en su servicio. El español se llevó el primer set en el tie break y eso pareció despertar al tandilense de su letargo. Se adelantó un par de metros en la cancha y ajustó la devolución. Del Potro, con un revés a dos manos que fluía con naturalidad y también tenía potencia, más una mejoría en el servicio, su gran aliado, ganó el segundo set por 6-4 y dejó las cosas igualadas como al principio.

El tandilense, consciente de que su revés con slice no dañaba a Verdasco, lo utilizó únicamente como recurso y golpeó fuerte de los dos lados. Eso le permitió salir adelante en los momentos adversos. La definición se estiró a otro tie break, en el que sacó a la perfección y fue preciso en la devolución. En el segundo de los cinco match point que dispuso, el tandilense alcanzó el triunfo.

En Suiza

Del Potro debutará frente al portugués Joao Sousa en el ATP 500 de Basilea que empezará mañana. El otro argentino en el certamen es el correntino Leonardo Mayer, que debutará frente al alemán Mischa Zverev. El máximo favorito es Roger Federer, cuyo rival en el debut será el estadounidense Frances Tiafoe. (Télam-Especial)

Comentarios