Ocupan escuelas para defender el referendo

Quieren evitar la orden de cierre.

30 Sep 2017
1

HACIENDO ONDEAR LAS ESTELADAS. Una multitud hace el rally final con las banderas independentistas de Cataluña, en apoyo al referendo de mañana. REUTERS

BARCELONA.- Familias independentistas se sumaron a la iniciativa bautizada “Escuelas Abiertas” y ocuparon algunos colegios, designados como centros de votación para el referéndum de secesión, para evitar que sean precintados por la Policía, siguiendo la orden de la Justicia de suspender la consulta por ilegal.

“No es rebeldía. No somos héroes ni pretendemos serlo, sólo defendemos algo que en una sociedad normal se puede hacer, que es votar”, dijo Diana Casellas, una madre que participa de la “toma” de la escuela Univers, en el barrio barcelonés de Gràcia.

Con la acción, que incluye actividades lúdicas y festivas, los activistas independentistas pretenden mantener abiertos los colegios durante todo el fin de semana para garantizar que este domingo “todo el mundo pueda votar”.

Al mismo tiempo que los activistas comenzaron las ocupaciones, los Mossos d’Esquadra (policía catalana) también empezaron a acudir a los centros educativos de Cataluña para intentar cumplir con la orden de la Justicia, que resolvió desalojarlos antes del domingo a las seis de la mañana.

En algunos casos, como la escuela Collaso i Gil, del barrio barcelonés del Raval, un grupo de vecinos se concentró en las puertas del lugar para evitar que sea precintado al grito de “votaremos”.

Por el momento, no se produjeron incidentes, ya que la policía intenta dialogar con las personas que participan de las distintas ocupaciones pacíficas, que se llevan a cabo bajo nombres creativos como la “fiesta del otoño, “fiesta de pijamas” o simplemente “jornada de puertas abiertas”.

La iniciativa de “llenar los colegios con actividades” durante el fin de semana para facilitar la votación partió de la plataforma Escoles Obertes (Escuelas Abiertas), que ya cuenta con 60.000 inscriptos, y que inicialmente había llamado a una movilización frente a los centros de educación.

Tras la jornada escolar de ayer, en algunos casos los propios padres, en asamblea, decidieron permanecer en los edificios con sus hijos, y luego, pasar la noche para no dejar la “posición estratégica”.

Hubo casos en los que no fueron los padres sino directamente los llamados Comités de Defensa del Referéndum, formados por activistas y vecinos, los que prepararon actividades similares en centros cívicos. Pidieron que no haya banderas independentistas. (Télam)

En Esta Nota

España
Comentarios