El alfarismo niega que haya afiliado a personas fallecidas

Contreras, apoderado del PJS, habla de una demora en la presentación de las fichas. Un supuesto afiliado no murió en 1986, como reza en el requerimiento fiscal, sino en 2016, según un acta de defunción.

11 Sep 2017
2

TRÁMITE LENTO. Según funcionarios municipales, las impugnaciones del PJ dificultaron la inscripción judicial del Partido de la Justicia Social (PJS). la gaceta / foto de jorge olmos sgrosso

Walter Berarducci, vicepresidente del Partido por la Justicia Social (PJS) y actual secretario de Gobierno municipal, negó que haya habido anomalías en la conformación de esa agrupación, y afirmó que hubo errores de “tipeo” en los escritos judiciales que derivaron en una investigación en los tribunales federales. Puntualmente, exhibió el certificado de defunción del afiliado que habría muerto en 1986. Según consta en ese documento oficial, Rolando Ariel González falleció el 13 de octubre de 2016.

Ese es uno de los 14 casos que la Justicia Federal de Tucumán investiga. Según una denuncia del secretario electoral del Juzgado Federal N° 1 de Tucumán, Rogelio Rodríguez del Busto, el partido que lidera el intendente, Germán Alfaro, habría inscripto a tucumanos que ya habían fallecido.

El fiscal a cargo de la investigación, Carlos Brito, solicitó la indagatoria de varias personas, entre ellas Berarducci. El hecho que les imputa es “haber certificado en su calidad de actuarios por el Partido de la Justicia Social en las fichas de afiliación las firmas pertenecientes a personas que se encontraban fallecidas a la fecha de afiliación”.

Berarducci aclaró que esto no es así. “El año pasado se inició el proceso de formación del partido y tuvimos impugnaciones del PJ por el nombre, lo que ha provocado una dilación en el trámite administrativo ante la Justicia Electoral”, explicó. Según el funcionario municipal, los fallecimientos de estas 14 personas se produjeron en ese lapso entre las impugnaciones y el otorgamiento definitivo de la personería jurídica, en junio de este año.

Pero, además, aclaró que en el caso que la Justicia consigna 1986 como año de fallecimiento, hubo “un error de tipeo”.

Por su parte, Álvaro Contreras, apoderado del PJS y subsecretario de Ingresos Municipales, destacó que no se les ha imputado delito alguno y que no se realizaron afiliaciones post mortem. Dijo que se trató de una demora en la presentación de las fichas que estuvo ocasionada por la impugnación que el PJ hizo en contra del nombre. El peronismo había protestado por el uso del término “Justicia Social” debido a que lo consideraba un sello propio y que remitía directamente al fundador del Partido Justicialista, Juan Domingo Perón.

“La incertidumbre en cuanto al nombre nos hizo no poder presentar las fichas antes”, insistió Contreras. A lo que Berarducci agregó: “cada ficha va con el nombre del partido al cual se afilia, entonces si había una imposibilidad de usar ese nombre implicaba cambiar todas las fichas correspondientes”.

Destacaron que el PJS superó el número de afiliaciones requeridas por la legislación (4.000). “Frenamos en las 12.000 afiliaciones porque ya cumplíamos con todos los requisitos. El partido está legítimamente reconocido y solo hay 14 objeciones. Son faltas porcentualmente insignificantes”, subrayó Berarducci. Remarcó que están a disposición de la Justicia para dar las aclaraciones necesarias para que “quede el procedimiento de la formación del partido totalmente transparente”.

“En Tucumán, José Cano y Germán Alfaro conformaron Cambiemos con partidos políticos que afilian a personas muertas”, ironizó el legislador Marcelo Caponio (Tucumán Crece).

El apoderado del Frente Justicialista por Tucumán adelantó que seguirán de cerca la investigación judicial abierta contra las autoridades del Partido de la Justicia Social, y que exigirán que se les apliquen sanciones. “Estamos en presencia de hechos ilícitos de suma gravedad que están siendo investigados de oficio por los tribunales penales de la Justicia federal. Cano y Alfaro utilizan prácticas ilegales que creíamos habían sido erradicadas para siempre”, añadió el ex secretario de Gobierno durante el último período de José Alperovich en el Poder Ejecutivo.

“Para afiliar a una persona a un partido político deben cumplirse en forma ineludible los requisitos del artículo 23 de la Ley de Partidos Político”, recordó el oficialista. “Los partidos políticos son los pilares fundamentales de la democracia. Los referentes locales de Cambiemos, Alfaro y Cano, tienen un discurso hipócrita: sus prácticas políticas son contrarias a la ley, y a sus pretendidos -y cínicos- visos de transparencia”, amplió.

Finalmente, Caponio dejó en claro que como apoderado del Partido Justicialista tucumano prestarán atención al desenlace judicial. “El PJ va a solicitar las sanciones penales que correspondieren para los representantes de Cambiemos por los hechos ilícitos de público conocimiento”, cerró.

Comentarios