La Cámara de Comercio cuestionó el modo de protesta de SEOC: "son actos de violencia"

Raúl Fioretti cuestionó al gremio, que reclama por el horario de cierre en los locales y el no pago de las horas extras. "Ese no es el castigo, el castigo es cumplir la ley".

22 Ago 2017
1

Lejos de calmarse los ánimos, se mantiene la disputa entre comerciantes y el Sindicato de Empleados y Obreros de Comercio (SEOC) por el cumplimiento de las normas laborales en la actividad.

El titular de la Cámara de Comercio de San Miguel de Tucumán, Raúl Fioretti, se refirió hoy al video que filmó una comerciante en el que se ve a un hombre, que sería del gremio, que le pide que cierre las puertas de su negocio a las 21. "Son actos de violencia a la hora de cierre de los negocios o a la hora de trabajar un día feriado", protestó el dirigente.

Según Fioretti, la Cámara de Comercio solicitó en reiteradas ocasiones al sindicato que presente actas de comprobación sobre quiénes son los comerciantes que no cumplen con la ley. "Ellos dicen que no se pagan las horas extras pero nunca lo han logrado probar. Además un es castigo cerrar una hora antes porque no se pague una hora extra", agregó.

La filmación en cuestión se realizó en la semana previa al festejo por el Día del Niño. El supuesto sindicalista se presentó en un local de la zona peatonal y solicitó el acatamiento de la reglamentación: el horario de cierre es a las 21.

Fioretti sostuvo que en todo el país el comercio trabaja los feriados, excepto en Tucumán. "En todas las ciudades se trabajan los feriados, menos en Tucumán porque al sindicato se le da por decir que nosotros no pagamos las horas extras. Ese no es el castigo, el castigo es cumplir la ley", insistió.

El dirigente de SEOC, Juan Arismendi, indicó que realizan los controles porque -según dijo- los empleados trabajan 10 horas y no 8, como establecen las normas (de 9 a 13 y de 17 a 21), y no les pagan las horas extras. " Además, les hacen lavar los pisos u otras tareas que no corresponden a las obligaciones del vendedor”, reprochó.

“También ha venido un par de empresas de Buenos Aires que quieren imponer la atención durante la siesta, con gerentes que quieren llevarse el mundo por delante. En Tucumán se respetará la norma del comerciante”, agregó.



Comentarios