Según Médicos sin Fronteras, en África mucha gente todavía muere de sida

26 Jul 2017

La organización internacional Médicos Sin Fronteras (MSF) denunció que una gran cantidad de personas sigue desarrollando y muriendo de enfermedades vinculadas con el sida en el África subsahariana, y alertó que esos pacientes quedan excluidos de la respuesta global contra el VIH pese al aumento de los antirretrovirales, dice la agencia Télam.

La ONG advirtió que a sus hospitales y a los que apoya, en la República Democrática del Congo, Guinea, Kenia y Malawi, llegan pacientes con una inmunosupresión tan grave que la mortalidad entre quienes desarrollaron el sida oscila entre el 30% y el 40%.

“Esperar no es opción: prevenir y sobrevivir al VIH avanzado” es el título del informe que presentó ayer MSF durante la IX Conferencia de Investigación sobre el VIH, organizada por la Sociedad Internacional contra el Sida (IAS), que se realiza en París y finaliza hoy. Ese informe señala que el fracaso o la interrupción del tratamiento y un diagnóstico tardío son las principales causas de desarrollo de la enfermedad y muerte.

A diferencia de los años 2000, en los que el tratamiento disponible era escaso, en la actualidad la mayoría de los pacientes hospitalizados ya están diagnosticados y llevan años de tratamiento, pero muestran señales de fracaso terapéutico.

Esto sugiere, según la ONG, que pueden haber heredado una variante resistente del virus o que no se identificaron correctamente las fallas en su tratamiento.   

MSF informó igualmente que cerca del 25% de los pacientes interrumpirán la terapia en algún momento y que ese paréntesis puede durar días o meses, por lo que se debe incrementar el apoyo sanitario para evitar llegar a esa situación y que su estado se deteriore.

MSF solicitó la adopción de medidas adicionales para abordar una posible resistencia a los medicamentos, la gratuidad de la atención hospitalaria especializada y modelos de atención orientados a la prevención, el tratamiento y el apoyo a los pacientes. Además, alertó sobre el impacto que tendrán los recortes de fondos previstos a partir de 2018, especialmente por parte de Estados Unidos.

Comentarios