Beto, el curioso playero que se gana el cariño de los automovilistas

Los vecinos lo adoptaron y hasta tiene su propio uniforme.

11 Jul 2017
1

Beto llegó hace un mes y medio a una estación de servicio de avenida Ejército del Norte y Mendoza y nunca más se fue. A pesar de su timidez, se ganó el cariño de los empleados que lo adoptaron como uno más y ahora hasta tiene su propio uniforme.

"Optamos por hacerle un uniforme ya que él eligió quedarse allí. Hice publicaciones en las redes sociales pero no logramos encontrar alguien que lo adopte. Gracias a los dueños y a los empleados de la estación de servicio finalmente permitieron que ese sea su nuevo hogar", comentó una de las vecinas de la zona.

Según lo que relató la mujer, cuando apareció era arisco y temeroso, como si hubiera pasado por algo traumático. "Con los clientes es muy simpático. No corre a las motos ni a los autos, como suelen hacerlo otros perros. Parece que solamente se encariñó con el lugar porque allí se siente protegido", destacó.


Gracias a la bondad de los vecinos y de los empleados, Beto ahora no pasa frío y se convirtió en el personaje más querido de la playa.

Comentarios