Un nuevo guión para recorrer la historia en las Ruinas de Lules

Avanza la puesta en valor de las Ruinas de Lules, donde la Compañía se estableció a fines del siglo XVII. La nueva cartelería es clave para apreciar en profundidad la zona. Hay más obras proyectadas.

05 Jul 2017

Los turistas que nos visiten durante estas vacaciones de invierno, o los tucumanos curiosos de nuestra historia y de nuestras raíces, encontrarán en Lules una renovada y jerarquizada huella de los jesuitas.

Las conocidas ruinas están siendo puestas en valor y jerarquizadas de tal manera que den una idea cabal de lo que significó la presencia de la Compañía de Jesús en estas tierras.   

Los trabajos están avanzados en un 70% y se espera que finalicen en los próximos días. Se completarán con carteles promocionales en la ruta.

Se han hecho obras civiles, como la pintura de paredes y piso del templo, se han reparado sanitarios, se renovaron la caminería, los jardines y la iluminación tanto externa como interna, entre otras tareas.

Claro que lo más importante es la colocación de carteles indicativos y de paneles interpretativos, que permiten acercarse a la historia de los jesuitas y a su influencia en el desarrollo de Tucumán.

“Quienes vayan podrán hacer un recorrido siguiendo un guión, lo que le va a dar más sentido a la visita, que va a ser más didáctica y más entretenida de lo que era hasta ahora, con muchos gráficos y fotografías”, explicó el arquitecto Ricardo Viola, director de Obras del Ente Tucumán Turismo.

Obra conjunta

La puesta en valor de las Misiones de San José de Lules -nombre formal de lo que popularmente se conoce como las Ruinas de Lules- surgió de un convenio de financiamiento firmado en diciembre de 2013 entre el Ministerio de Turismo de la Nación, el Ente Tucumán Turismo y la Municipalidad de Lules.

Además de los trabajos ya detallados, se van a colocar maquetas, una línea de tiempo y exhibidores para elementos arqueológicos. También se recuperó la sacristía para generar un espacio de interpretación del sitio y de resguardo de objetos que pertenecieron tanto a la Orden de los Dominicos como a la Compañía de Jesús.

En el claustro del antiguo templo se hizo, asimismo, un trabajo de consolidación preventivo y se reconstruyó uno de los arcos que había colapsado antes de que se iniciara la actual intervención de puesta en valor.

La historia

En esa zona de Lules fue donde se establecieron los jesuitas a fines del siglo XVII. Allí permanecieron hasta que fueron expulsados del país en 1767. Entonces, ocuparon el predio los frailes de la Orden de los Dominicos.

El antiguo templo y convento fue declarado Monumento Histórico Nacional en 1944. Además de un lugar de fe, fue un sitio de descanso de muchos patriotas y personajes ilustres de la historia, entre los que figuran el general Manuel Belgrano y fray Justo Santa María de Oro.

El templo cuenta con una escultura de San José con el niño tallada en madera que asombra por el movimiento natural que su hacedor (anónimo) le imprimió al cuerpo. El altar mayor con su mesa y retablo y el templete constituyen uno de los ejemplos más significativos de talla en madera de la provincia.

Avanza la puesta en valor de las Ruinas de Lules, donde la Compañía se estableció a fines del siglo XVII. La nueva cartelería es clave para apreciar en profundidad la zona. Hay más obras proyectadas

Comentarios