Michetti podría sustituir a Macri en los festejos del 9 de Julio

El Presidente recordará la gesta patria en Alemania.

02 Jul 2017
1

DYN

El rumor finalmente se convirtió en realidad: el presidente, Mauricio Macri, no vendrá a Tucumán para las celebraciones por el 9 de Julio. La agencia oficial Télam confirmó ayer que el mandatario encabezará los festejos por la Declaración de la Independencia en el puerto de Hamburgo, Alemania, a bordo de la Fragata Libertad.

La Casa Rosada tomó la decisión luego de evaluar la agenda de la cumbre de presidentes del G20 a la que el mandatario asistirá entre el 7 y 8 de julio. El jefe de Estado, por ello, no tendrá tiempo de regresar para los actos en Tucumán y se quedará en Europa.

Semanas atrás, el gobernador Juan Manzur afirmó que, por ley, el Presidente estaba obligado a estar en la provincia durante esa fecha porque una ley establece que el “Jardín de la República” es capital del país en esa jornada.

“Es el presidente de todos los argentinos y, como siempre, lo vamos a recibir con mucho respeto, con entusiasmo, con mucha alegría para celebrar la fiesta patria. En ese sentido, no tengo ninguna duda de que el Presidente va a cumplir con la ley”, había consignado de manera irónica.

La versión sobre la ausencia había generado suspicacias políticas por la tensa relación que mantiene el Gobierno de Manzur con la Nación. El titular del Plan Belgrano, José Cano, había salido al cruce al afirmar que no existían motivos electorales, sino dificultades para conciliar la agenda.

Está previsto que la vicepresidenta Gabriela Michetti sustituya a Macri en las celebraciones.

La Provincia ya fijó el cronograma de actividades. El 8 a la noche habrá una vigila con los vecinos en la explanada de la Casa de Gobierno, en la que se cantará el cumpleaños a la Patria. El 9, se realizarán los tradicionales Tedéum en la Catedral y homenaje a los próceres en la Casa Histórica. Durante la tarde habrá un desfile cívico- militar en el parque 9 de Julio.

La última vez que un presidente había pegado el faltazo había sido en 2014. Por prescripción médica, la entonces presidenta Cristina Fernández tuvo que quedarse a hacer reposo en Buenos Aires y fue reemplazada por Amado Boudou. La visita de este había estado envuelta en polémica porque él había sido recientemente procesado por la causa Ciccone.

Comentarios