Siete claves: decisiones exitosas y traspiés políticos y económicos de Prat Gay

Radiografía de los 12 meses y 12 días en los que el ahora ex funcionario estuvo al frente del Ministerio de Hacienda y Finanzas.

26 Dic 2016
1

FOTO TOMADA DE CLARIN.COM

Alfonso Prat Gay se va del gobierno habiendo dado batallas exitosas y, también, protagonizado traspiés políticos en 12 meses y 16 días en el cargo.
La gestión del ahora ex funcionario al frente del Ministerio de Hacienda y Finanzas estuvo signada por la salida del cepo cambiario, el pago a los fondos buitre, cambios en las retenciones, el blanqueo fiscal y Ganancias, por citar sólo los principales temas de los que se ocupó.
Adiós cepo
Una de las promesas de campaña de Mauricio Macri se cumplió el 16 de diciembre, apenas seis días después de que asumiera. El encargado de anunciarla fue Prat Gay. "Estamos contentos de anunciar el fin del cepo cambiario", dijo en aquél momento. De esa forma, se terminaba el cerco que impedía adquirir divisas libremente y se permitía comprar hasta US$ 2 millones por mes.
Para lograr el levantamiento, el Gobierno acordó con bancos extranjeros, cerealeras y empresarios argentinos para que adelantaran fondos que tenían previstos para inversión (alrededor de US$ 10 mil millones) para financiar la medida.
Pago Fondos Buitres
“Cautelar levantada. Basta de ataduras. Basta de cepos. #ChauDefault Arranca una nueva etapa. Los argentinos, listos para emprender y crecer”, tuiteó Prat Gay. Era el 22 de abril y Argentina saldaba su deuda con los fondos buitre. El default de la Argentina llegaba a su fin y el propio juez Thomas Griesa lo confimaba. “Habiendo revisado cuidadosamente los escritos presentados por la Argentina, esta Corte encuentra que todas las condiciones precedentes han sido alcanzadas. Por eso, las medidas cautelares son levantadas en todos los casos”, decía en un breve comunicado.
Mientras tanto, Prat Gay era fotografiado firmando el pago a los bonistas. Para ello, la Argentina depósito US$ 9352 millones para pagar a unos 220 bonistas con los que acordó, entre ellos los más grandes como NML de Paul Singer y Aurelius.
Retenciones
Si bien la medida la anunció el ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca, Ricardo Buryaile, en el tironeo quedó Prat Gay. Las retenciones a la soja bajaron de 35 a 30 por ciento; y el trigo, de 23 a 20 por ciento. Sin embargo, Prat Gay salió a anunciar que no se iban a producir nuevas bajas, lo que generó revuelo ya que Rogelio Frigerio lo contradijo. "Está implícita en las estimaciones de la recaudación del presupuesto para 2017", dijo Frigerio en aquél momento.
Blanqueo
El sinceramiento fiscal atravesó a muchas áreas de Gobierno, entre ellas la AFIP comandada por Alberto Abad. Pero fue Prat Gay quien hizo bandera de los primeros resultados de la medida, cuando en la conferencia anual de la UIA dio a conocer algunos números de la misma. “160.000 declaraciones juradas, US$ 7.000 millones ingresados y compromisos de exteriorización de bienes que superan los US$ 20.000 millones de piso que habíamos previsto”, dijo Prat Gay ante el aplauso de los presentes.
No fue la única medida en ese sentido. Hace unos días, el ahora ex ministro firmó con Estados Unidos el intercambio de información fiscal, clave para el blanqueo. Prat Gay y el embajador de Estados Unidos en Argentina, Noah Mamet, suscribieron  en el Palacio de Hacienda -con la presencia Abad- el Acuerdo sobre intercambio de información tributaria entre el IRS (Internal Revenue Servicie), la agencia fiscal estadounidense, y la AFIP.
Ganancias, la batalla perdida
El 29 de noviembre, Prat Gay presentó en una reunión de la Comisión de Presupuesto y Hacienda de la Cámara de Diputados el proyecto oficial para modificar la ley de Ganancias. Pero el tiro salió por la culata y lo dejó políticamente expuesto. La oposición se agrupó e impulsó otro proyecto. En el medio, Prat Gay fue apartado -enviado a Colombia para un acto protocolar de la Corporación Andina de Fomento (CAF)- y los otros hombres de economía -Frigerio a la cabeza- se encargaron de trabajar sobre la situación.

Alfonso Prat Gay se va del Gobierno habiendo dado batallas exitosas y, también, protagonizado traspiés políticos y económicos en 12 meses y 16 días en el cargo.

La gestión del ahora ex funcionario al frente del Ministerio de Hacienda y Finanzas estuvo signada por la salida del cepo cambiario, el pago a los fondos buitre, cambios en las retenciones, el blanqueo fiscal, inflación, recesión y Ganancias, por citar sólo los principales temas de los que Prat Gay se ocupó.

Fin del cepo

Una de las promesas de campaña de Mauricio Macri se cumplió el 16 de diciembre, apenas seis días después de que asumiera. El encargado de anunciarla fue Prat Gay. "Estamos contentos de anunciar el fin del cepo cambiario", dijo en aquél momento. De esa forma, se terminaba el cerco que impedía adquirir divisas libremente y se permitía comprar hasta U$S 2 millones por mes.

Para lograr el levantamiento, el Gobierno acordó con bancos extranjeros, cerealeras y empresarios argentinos para que adelantaran fondos que tenían previstos para inversión (alrededor de de U$S 10.000 millones) para financiar la medida.

Pago a los fondos buitre

Era el 22 de abril y Argentina saldaba su deuda con los fondos buitre. El default de la Argentina llegaba a su fin y el propio juez Thomas Griesa lo confimaba. “Habiendo revisado cuidadosamente los escritos presentados por la Argentina, esta Corte encuentra que todas las condiciones precedentes han sido alcanzadas. Por eso, las medidas cautelares son levantadas en todos los casos”, decía en un breve comunicado.

Mientras tanto, Prat Gay era fotografiado firmando el pago a los bonistas. Para ello, la Argentina depósito U$S 9.352 millones para pagar a unos 220 bonistas con los que acordó, entre ellos los más grandes como NML de Paul Singer y Aurelius.

Retenciones

Si bien la medida la anunció el ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca, Ricardo Buryaile, en el tironeo quedó Prat Gay. Las retenciones a la soja bajaron de 35 a 30 por ciento; y el trigo, de 23 a 20%. Sin embargo, Prat Gay salió a anunciar que no se iban a producir nuevas bajas, lo que generó revuelo ya que el ministro del Interior, Obras Públicas y Vivienda, Rogelio Frigerio, lo contradijo. "Está implícita en las estimaciones de la recaudación del presupuesto para 2017", dijo Frigerio en aquél momento.

Blanqueo

El sinceramiento fiscal atravesó a muchas áreas de Gobierno, entre ellas la AFIP comandada por Alberto Abad. Pero fue Prat Gay quien hizo bandera de los primeros resultados de la medida, cuando en la conferencia anual de la UIA dio a conocer algunos números de la misma. “160.000 declaraciones juradas, U$S 7.000 millones ingresados y compromisos de exteriorización de bienes que superan los U$S 20.000 millones de piso que habíamos previsto”, dijo Prat Gay ante el aplauso de los presentes.

No fue la única medida en ese sentido. Hace unos días, el ahora ex ministro firmó con Estados Unidos el intercambio de información fiscal, clave para el blanqueo. Prat Gay y el embajador de Estados Unidos en Argentina, Noah Mamet, suscribieron  en el Palacio de Hacienda -con la presencia Abad- el Acuerdo sobre intercambio de información tributaria entre el IRS (Internal Revenue Servicie), la agencia fiscal estadounidense, y la AFIP.

La inflación

La suba de precios fue otra de las cuestiones que minó su gestión ya que se estima que cerrará por encima del 40% este año, lejos de la meta oficial del 25% establecida en enero. Este año, el titular de Banco Central, Federico Sturzenegger, puso en marcha un nuevo esquema de política monetaria de metas de inflación al establecer un rango de entre 12 y 17% para todo 2017, que significa reducir a menos de la mitad la tasa respecto de 2016. Fue con este funcionario que Prat Gay con quien tuvo diferencias "de grado" con Sturzenegger sobre el "ritmo" empleado por Sturzenegger para bajar las tasas de interés.

En octubre, por ejemplo, había dicho que esas diferencias "las tenemos un ámbito de coordinación en el que se manifiestan y luego cada uno tiene su ámbito de ejecución". El funcionario saliente se declaró entonces "muy respetuoso de la independencia del Banco Central" y su titular se mostró de acuerdo "con el gradualismo fiscal", pero la discordia en torno a las tasas siempre sobrevoló la relación entre ambos funcionarios.

Recesión

El ministro se despide, además, con recesión: el Producto Bruto Interno (PBI) cayó un 3,8% en el tercer trimestre según informó el Incec) por fuertes retrocesos en el sector fabril, la construcción y en el consumo. Además, respecto al segundo trimestre del año, entre julio y septiembre el nivel de actividad retrocedió 0,2% y de esta forma acumula en lo que va del año una merma de 2,4%.

Ganancias, la batalla perdida

El 29 de noviembre, Prat Gay presentó en una reunión de la Comisión de Presupuesto y Hacienda de la Cámara de Diputados el proyecto oficial para modificar la ley de Ganancias. Pero el tiro salió por la culata y lo dejó políticamente expuesto. La oposición se agrupó e impulsó otro proyecto. En el medio, Prat Gay fue apartado -enviado a Colombia para un acto protocolar de la Corporación Andina de Fomento- y los otros hombres de economía -Frigerio a la cabeza- se encargaron de trabajar sobre la situación.

Fuente: Ambito Financiero - El Cronista

Comentarios