Dos fiscales presentaron un hábeas corpus para que no haya más presos en comisarías - LA GACETA Tucumán

Dos fiscales presentaron un hábeas corpus para que no haya más presos en comisarías

Denunciaron al Ejecutivo y pidieron que se exima a la Policía del alojamiento de detenidos, tras la muerte de dos presos.

30 Jun 2015
1

FUERTE CUSTODIA. La Policía reforzó la seguridad en los alrededores de la Brigada Norte para evitar disturbios. la gaceta / foto de jorge olmos sgrosso

Los fiscales de Instrucción Diego López Ávila y Adriana Giannoni presentaron ayer a la siesta un hábeas corpus colectivo en contra del Poder Ejecutivo, solicitando que se declare la emergencia en materia de alojamiento de detenidos, que se traslade a todos los presos de las comisarías a una dependencia acorde para contextos de encierro y que se exima a los policías del traslado y custodia de detenidos, tarea que debería estar a cargo de penitenciarios, comentaron fuentes judiciales.

El hábeas corpus fue presentado ante el juez de Instrucción Alejandro Tomas, aunque se estima que el expediente será girado a la Corte Suprema de Justicia de la provincia, quien tiene la competencia originaria cuando el demandado es el Poder Ejecutivo.

“Sentimos la obligación de hacer esta presentación; estamos esperando que ocurra una desgracia con peligro de afectación a terceras personas ante una fuga masiva, para que recién se den cuenta del peligro en el que estamos viviendo”, explicó López Ávila.

El planteo de los fiscales busca proteger tres intereses, según contaron fuentes judiciales. En primer lugar, la de los detenidos, quienes se encuentran en condiciones de hacinamiento, y la Provincia no cumple con lo establecido en la ley 24.660 (régimen carcelario) a la que se encuentra adherida. Tampoco se cumple con la acordada de la Corte Suprema que prohibe alojar a presos en las comisarías.

En segundo lugar, los fiscales argumentaron que debe defenderse la tarea de los policías, quienes no son preparados para la custodia de detenidos. Los efectivos tampoco tienen los elementos necesarios para atender a los presos, y corren peligro ante los intentos de fuga, como ocurrió en la seccional 6ª hace 10 días, cuando dos agentes lograron frenar el embate de los detenidos alojados en esa dependencia, quienes arrancaron la puerta del calabozo, rompieron una radio y agredieron a los policías.

Los vecinos

Por último, López Ávila y Giannoni mencionan que está en riesgo la integridad de las personas que viven en los alrededores de las comisarías o que ocasionalmente transiten por las cercanías de las dependencias, ante el intento de repeler una fuga.

Un ejemplo de este caso es lo que pasó en la seccional 12ª hace dos domingos. Un preso intentó escapar, los policías lo siguieron y una bala rozó la pierna de una menor que estaba en una cancha de fútbol ubicada detrás de la comisaría.

“Víctimas de estas situaciones pueden ser el hijo de cualquier vecino, los que cometieron una contravención, los que se encuentran con prisión preventiva o los mismos policías. Si queremos vivir en un estado de derecho no podemos permitir esta situación. Por eso decidimos presentar el hábeas corpus correctivo y colectivo”, justificó López Ávila.

Comentarios