Rodolfo Aranda: "nunca imaginé ser concejal, mucho menos tener que ir a la Justicia"

El radical, por la renuncia de su compañero de lista, debe asumir como edil en Yerba Buena.

26 Mar 2017
1

Rodolfo Aranda está enojado. Indignado. Durante la entrevista, está sentado en el extremo de la silla. Sobre la mesa, el dirigente radical despliega una serie de carpetas de cartulina de color rosa y adelanta que contienen algunos de los motivos por los que “no lo dejan asumir”. “No quieren que asuma”, repite permanentemente cada un par de oraciones. “Nunca imaginé ser concejal y mucho menos, tener que concurrir a la Justicia para poder ocupar la banca que me corresponde. Porque no salí de la nada, de generación espontánea. Los yerbabuenenses decidieron que esté mediante las urnas ”, asegura.

Lamenta estar viviendo la crisis en el Concejo Deliberante de Yerba Buena -que incluye denuncias cruzadas entre concejales opositores y el Municipio; cambio de autoridades y sesiones truncas- desde la vereda. De hecho, ni siquiera fue a ver la que podría ser su oficina.

Suman cinco los meses que lleva de espera para ser convocado por el Concejo Deliberante de Yerba Buena para jurar en reemplazo de Lisandro Argiró - abandonó su puesto para asumir como secretario de Gobierno del intendente Mariano Campero-. Aranda, a su vez, renunció como secretario de Saneamiento municipal para mudarse. Como el llamado no llega, presentó un recurso de amparo en la Cámara en lo Contencioso Administrativo y espera que se resuelva en los próximos días. Asegura que está confiado y expectante. Afirma que son muchas las razones políticas por las que su llegada al cuerpo está demorada.

-¿Cómo le explicaría al vecino su situación?

- No puedo asumir por intereses ajenos, en el contexto del año electoral. No quieren que asuma porque saben que voy a ser muy poco complaciente con algunas situaciones. Soy muy proactivo. No estoy en el Concejo fruto de que el Gobierno provincial quiere recuperar la intendencia. Responsabilizo al vicegobernador (Osvaldo Jaldo). A este juego lastimosamente se prestan otros radicales que no entienden que le están haciendo el caldo gordo al Frente para la Victoria para recuperar Yerba Buena. Responsabilizo primariamente al legislador Ariel García. Están siendo serviles a esa intención

-¿Cree que quieren terminar sacando al intendente Campero? ¿A qué se refiere con recuperar?

-Quieren sembrar el chantaje político. Lo primero que se que se recuperará cuando yo asuma serán los 2/3 (ediles que apoyan la gestión del intendente). Ellos quieren tener a Campero de rehén de este chantaje. Yo seré un defensor tenaz de la gestión. Con chicanas tratan de enlodarla.

- ¿Y los concejales opositores?

-Resposabilizo también al presidente del cuerpo, Benjamín Zelaya. El reglamento interno dice que tiene que hacer cumplir lo que dice esa norma. Tiene que establecer el orden del día y nunca fue puesto el tratamiento de mi asunción. Con la otra conducción (de Javier Jantus), mi asunción estaba prevista, pero los ediles opositores no prestaban quórum. El ideólogo político de muchas de estas cosas es el concejal Héctor Aguirre, ex secretario de gobierno y partícipe necesario y cómplice de la gestión anterior, la del intendente Daniel Toledo.

Las carpetas

Nombra a Toledo y llega la hora de develar qué tienen las carpetas. “Lo que tengo aquí son parte de los desaguisados que hubo en Yerba Buena con el ‘Más Cerca’”, explica y exhibe presupuestos y listados de obras. La lupa de la Justicia Federal está sobre ese plan de obras públicas que fue impulsado por el kirchnerismo y que se implementó en la provincia entre 2013 y 2015. En las últimas semanas, incluso, un fiscal pidió que se indague al ex gobernador José Alperovich por presuntas irregularidades en el manejo del dinero y en la concreción de los trabajos. “Dicen que el hormigón de las calles debe durar 30 años. En Yerba Buena duraron tres. La capa que debiera ser de siete centímetros en algunos lugares era de 2,5 centímetros. Hay obras presupuestadas en $ 160.000 y que a quienes las hicieron les pagaron $ 70.000 ¿Y la diferencia? Como vendré a plantear estas cosas, no quieren que asuma. Hay dinero que se esfumó”, advirtió. Aseguró que están investigando la documentación relacionada con más de 15 obras del programa. “Cuando asumimos, el municipio era tierra arrasada, ahora pudimos juntar papeles”, expresó.

Hay ediles que lo denunciaron a usted...

-Pretenden crear una comisión investigadora en el Concejo. Es otra chicana para obstaculizar la asunción. Yo asumiré y lo triste es que será por la Justicia. Deberán hacerse responsables de lo que dijeron e hicieron. Los demandaré porque me siento injuriado. Voy a resultar airoso y a la reparación la donaré a algún establecimiento. Me acusan de cobrar un aporte voluntario a los feriantes de la plaza Vieja. Ahora, gracias a los $30 o $50 que dan voluntariamente, está limpia y tienen baños públicos. Presentaron supuestos comprobantes con firmas que me adjudican. Pediré pericias caligráficas porque nunca firmé nada. Toda la documentación está en el Municipio. Me acusan por $30 y yo a ellos en las carpetas, por más de $ 2 millones.

Comentarios