Los defensores pidieron que no se agreguen más audiencias al juicio por Marita Verón

Morfil cuestionó a Trimarco, quien había dicho que los jueces no trabajan lo suficiente.

PLANTEO. Los abogados defensores afirmaron que las declaraciones de Trimarco agraviaron a los jueces. LA GACETA / FOTO DE JORGE OLMOS SGROSSO PLANTEO. Los abogados defensores afirmaron que las declaraciones de Trimarco agraviaron a los jueces. LA GACETA / FOTO DE JORGE OLMOS SGROSSO
19 Junio 2012

La jornada del juicio por la desaparición de Marita Verón comenzó con el planteo del abogado Cergio Morfil, sobre las declaraciones de Susana Trimarco, quien consideró que no se trabajan muchos días en la semana, y se quejó de la manera en que los jueces llevan adelante las audiencias.

El letrado pidió que no se agreguen nuevos días de debate, al afirmar que las jornadas son agotadoras, y que todas las partes tienen otros temas que atender. El planteo fue acompañado por todos los abogados defensores, quienes además consideraron que las palabras de la madre de la joven desaparecida agraviaron al tribunal, y que los jueces podrían inhibirse de seguir participando en el proceso, al estar frente a un caso de violencia moral.

Los asesores de Trimarco, José D'Antona y Carlos Varela Alvarez, sostuvieron que las declaraciones de la mujer fueron excesos de una madre que hace 10 años busca a su hija y que se ha encontrado con numerosas trabas a lo largo de toda la investigación.

En tanto, el Tribunal consideró posteriormente que las declaraciones de Trimarco son extrajudiciales por lo que a ellos no les corresponde decidir respecto a ese tema.

Más tarde continuó la declaración del ex comisario Jorge Tobar, uno de los primeros que investigó el caso. Los abogados defensores Carlos Posse y Roberto Flores buscan precisiones sobre las otras pistas que hubo en la causa. Según Tobar, todas las hipótesis fueron investigadas. LA GACETA ©

Publicidad
Tamaño texto
NOTICIAS RELACIONADAS
Comentarios