Habilitan "el tren de los pueblos libres"

En Salto, Cristina y Mujica inauguraron el ramal que unirá, desde diciembre, Buenos Aires con Montevideo.

30 Ago 2011
1

LLEGO EN EL TREN. Cristina destacó los lazos con Uruguay y habló de "Patria grande". Mujica dijo que las vías estaban abandonadas hace 30 años. TELAM

BUENOS AIRES.- El ferrocarril que unirá a la Argentina y Uruguay comenzará su recorrido el 9 de septiembre entre la localidad bonaerense de Pilar y la uruguaya de Paso de los Toros, uniendo de esta forma nuevamente ambos países a través de este medio, luego de 30 años de interrupción del servicio.

La presidenta, Cristina Fernández, y su par de Uruguay, José Mujica, inauguraron ayer este servicio que unirá en una primera etapa un recorrido de 495 km con una frecuencia semanal. El servicio se pondrá en marcha oficialmente el 9 de septiembre.

En una etapa siguiente, el ferrocarril se extenderá entre la estación Federico Lacroze, en la Ciudad de Buenos Aires, y Montevideo, la capital uruguaya, con una extensión de 813 km. En octubre, este servicio de trenes se incrementará a tres frecuencias semanales, y pasará a ser diaria en diciembre, momento en el que se agregará una conexión ferroviaria desde la localidad de Paso de Los Toros a la ciudad de Montevideo, según se informó.

Las formaciones circularán por la vías del Ferrocarril Urquiza, y partirá, por ahora, desde la estación de Pilar pasando por las de Basabilbaso, Villaguay y Concordia -del lado argentino-. Del lado uruguayo circulará por las estaciones de Salto, Paysandú y Paso de Los Toros. El recorrido durará entre 7 y 8 horas, ya que parará en todas esas estaciones.

La "Patria Grande"
Durante el acto oficial, que tuvo lugar en la ciudad uruguaya de Salto, ambos mandatarios coincidieron en la necesidad de reforzar las políticas de unidad regional, en el marco de la "Patria Grande".

Cristina destacó la denominación "muy artiguista" del nuevo servicio ferroviario, llamado "el tren de los pueblos libres" y aseguró que el proceso de integración regional es indetenible. "Era preciso poner las cosas en su lugar y terminar con las divisiones entre uruguayos y argentinos, discutiendo las diferencias, si las hay, en forma civilizada".

Sostuvo que este tren "es un símbolo de unidad construido entre los dos países" y que continuarán edificando vínculos políticos y económicos para abordar "este mundo que ya llegó" y que, aseguró, "nos encuentra bien parados y con gobernantes que diseñaron su propio destino".

"Los viejos militantes políticos deben ayudar a los jóvenes a no cometer los errores que cometimos nosotros. En la política no hay líneas rectas. Muchas veces no son rectas porque no tenemos compás ni transportador. Miles de uruguayos y argentinos que ya no están lucharon para tener un país mejor. Visualizamos un mundo difícil y complejo y sabemos lo que tiene nuestra región y su riqueza", sostuvo la Presidenta.

"No hay que ser funcionales a los intereses que dividen a las naciones y a los pueblos", resaltó. "Es preciso ser inteligentes para saber lo que hay que hacer para seguir creciendo". "Los modelos que quisieron imponernos fracasaron de forma estrepitosa. El camino es la unidad y la integración y no podemos equivocarnos.", reclamó la mandataria.

Vías abandonadas
Mujica, por su lado, expresó que el Mercosur no es un dechado de virtudes "pero es lo que pudimos hacer", y agregó que esta es una oportunidad histórica para consolidar la unión. El mandatario oriental apuntó que hace más de 30 años que tenían esas vías abandonadas y que "hace casi 50 años que abandonamos el ferrocarril". "Este es un día de fiesta y compromiso porque vamos pasito a pasito estrechando nuestra relación con los pueblos argentinos", indicó.

Cristina remarcó que no hay diferencias entre argentinos y uruguayos, "porque formamos parte de la cultura rioplatense", y que la represa Salto Grande es otro símbolo de unidad de ambos pueblos. (DyN-Télam- NA)

Comentarios