Dimes y diretes

25 Jun 2010
EL "CONTRA ASADO".- Ayer seguían las heridas abiertas en el Concejo Deliberante. Los interrogantes por los cuales cuatro concejales oficialistas no fueron invitados al asado del intendente Domingo Amaya no tenían respuestas. Mientras el presidente del cuerpo Santiago Cano sonreía, los desairados andaban organizando una movida. Sobre el mediodía los conciliábulos derivaron en otro asado. "Vamos a hacer una reunión yo (se nombró primero José Luis Avignone), Claudio Viña y los peronistas desavenidos (Noemí Sara Correa, Luis Marcuzzi, Esteban Dumit y Javier Morof )". "Pero nosotros sí lo vamos a invitar al intendente", aclaró un peronista.

MAMBA LEE Y ESCRIBE.- Los dimes y diretes de ayer estaban al rojo vivo en la web. El asado de los ediles fue uno de los blancos de los comentaristas. El primero en opinar fue Mamba, quien se puso a repasar el árbol genealógico de una de las concejalas que no comieron asado en el "pentahouse rouge" de Amaya. "Sara Correa es esposa de Rolando Alfaro que es primo hermano de Marcuzzi. Primero el gobernador le cerró las puertas en el Este y parece que en la capital también le cierran algunas puertas al ?Tano? (Alfaro), y a sus familiares. Seguramente, les hará falta más que vestidos de quinceañeras y recitales de Fuerza Santiagueña, para acceder a cargos públicos por elección de la gente", escribió el irónico lector de LA GACETA.

EL MINISTRO Y PAPARAZZI.- Temprano se lo había visto refunfuñando. No estaba de buen humor. Después de debatir algunos temas trascendentes soltó su enojo después de haber leído los dimes y diretes de días atrás y la fuerte repercusión que tuvo la noticia en LA GACETA.com. "Es increíble las tonteras que pone LA GACETA no entiendo por qué se presta a esa tipo de información, a quién le interesa", indicó el importante funcionario alperovichista. "Parecen Papparazi", agregó visiblemente molestó porque se comentó en LA GACETA que Marianela Mirra había causado un revuelo durante su primer día de trabajo en el Banco del Tucumán.

SAN MIGUEL VS. SANTA MARIA.- Las peleas interprovinciales quedaron guardadas en los libros de historias hasta el sábado pasado. Durante la mañana de ese día, volaron por pleno microcentro panfletos anunciado la realización del Inti Raymi (Fiesta del Sol) en la ciudad catamarqueña. Los papeles salían disparados de un vehículo y alfombraron veredas. Advertido sobre esto, el secretario de Gobierno de la municipalidad, Marcos Díaz, se puso a redactar un solo papel. El destinario fue el intendente de Santa María, Jorge Andersch. En la misiva lo trató bastante mal por ensuciar la ciudad, aunque si le dejó abierta la posibilidad de que se coordinen estas actividades.

¡QUE VANGA COBOS! .- Después de que el gobernador firmó la refinanciación de la deuda provincial, hubo alivio en la Casa de Gobierno. "Ahora que venga Cobos". La frase se escuchó en más de un despacho. "Es que ahora no habrá que chuparle las medias a nadie. Si gana Cobos en las elecciones que viene, nadie podrá tenernos de rehenes", indicó el funcionario del primer piso sin percatarse que su reflexión podría valer también para los Kirchner.

HUMORES FISCALES.- No iba a ser un encuentro fácil. Tampoco se trataba de una audiencia común de esas que se repiten a diario. Ella estaba sola de un lado del escritorio; del otro, las voces autoconvocadas descargaban sus sentimientos. Hicieron blanco en lo que le competía a su interlocutora: la investigación sobre el escándalo Yedlin-Funsal. La fiscala los escuchó y se descargó: "Yo estoy haciendo mi trabajo". La doctora Mercedes Carrizo aclaró que está comprometida con la búsqueda de la verdad en la causa, "a pesar de que me pegue LA GACETA". Y, según relataron los autoconvocados, finalizó afirmando: "Quiero aclararles que LA GACETA no es mi jefe".

REBELION EN LA GRANJA.- El diputado tucumano estaba más rojo que de costumbre. Las palabras del titular de la Sociedad Rural Hugo Biolcati fueron la gota que rebasó el vaso. Trató de incapaces y de "no laburar" a los "agrodiputados" por no haber conseguido ni una ley de las prometidas en la campaña. Juan Casañas no aguantó esa queja y soltó algunos improperios reñidos con las costumbres campestres.

SI EVITA VIVIERA...- El PJ es uno de los partidos que no descansa. A diario, su oficina de prensa procesa informes de sus actividades. Ayer, un viejo militante -de antes del alperovichismo- se reía -y se preocupaba- del eslogan con que recibieron al móvil odontológico que fue a Santa Lucía: "Con Betty y con José, honremos a Evita".

CAMBIA, TODO CAMBIA.- El rector de la Universidad Nacional de Tucumán, Juan Alberto Cerisola, sigue reordenando la casa de estudios. Desde el fin de semana pasado se comenta en los pasillos del rectorado que Radio Universidad tendría un nueva conducción. Y tiene perfume de mujer.

Comentarios