Sancionarán a los ingenios que no exporten

Alperovich se involucró personalmente en el esquema comercializador del azúcar, a pedido de los industriales y de los cañeros. El mandatario aseguró que cuenta con las herramientas necesarias para exigir que se cumpla la venta externa. Mensaje para empresas que usualmente no colaboran.

23 Jun 2009
1

MENSAJE COMUN. Los cañeros y los industriales expusieron ante el gobernador la conveniencia de que se mantenga elevado el precio del azúcar. SECRETARIA DE PRENSA Y DIFUSION

La tonificación del precio del azúcar que se viene observando desde que comenzó la zafra en Tucumán alentó a los industriales y a los cañeros que suscribieron el pacto exportador a solicitar al Gobierno provincial apoyo para presionar a las fábricas que hasta ahora no se sumaron al esquema de comercialización acordado.
"Los ingenios tienen que cumplir con la exportación, y vender al exterior el 45% de su producción. Como esto es clave para la provincia, y en común de acuerdo para todos los ingenios, vamos a exigir la exportación del 45% a todos los ingenios de Tucumán", señaló el gobernador, José Alperovich. El mandatario formuló esta advertencia tras haberse reunido ayer en la Casa de Gobierno con referentes del sector azucarero argentino.
Acompañado por el vicegobernador, Juan Manzur, y por el ministro de Desarrollo Productivo, Jorge Gassenbauer, Alperovich recibió a los presidentes del Centro Azucarero Regional de Tucumán (CART), Julio Colombres, y del Centro Azucarero Argentino, Fernando Nebbia. También estuvieron el titular de la Unión Cañeros Independientes de Tucumán (UCIT), Sergio Fara, y el industrial Jorge Rocchia Ferro.
Alperovich amenazó con ejecutar acciones, en conjunto con los dueños de ingenios, para obligar a exportar a los que optaron por vender su azúcar solamente al mercado interno. "Hay dos o tres ingenios que actualmente no están cumpliendo con estas medidas. No vamos a permitir que el esfuerzo lo haga el 90% de los industriales, y haya dos o tres 'vivos' que no quieran exportar", apuntó. "En los próximos 10 días actuaremos contra los ingenios que no exporten el porcentaje fijado", añadió.

Lo que está en juego

Consultado sobre qué medidas podría tomar el Gobierno provincial para obligar a exportar, Alperovich fue contundente: "tenemos todas las herramientas que sean necesarias; no las vamos a dar a conocer ahora, pero las tenemos". "Acá, más que actuar el Gobierno van a actuar las instituciones (azucareras). Ahora usamos la persuasión y les pedimos que exporten todos. El precio es bueno, comenzó la zafra y está en juego el empleo de muchos tucumanos. Si no lo hacen, en una semana o en 10 días veremos la manera, pero no sólo va a actuar el gobernador sino todas las instituciones para que todo el mundo exporte el 45%", recalcó.
Los industriales acordaron con un sector de cañeros tucumanos, salteños y jujeños que este año les retendrán un 35% del azúcar que se elabore en la presente zafra para ser exportada, mientras que otro 10% quedará inmovilizado para la venta externa si el mercado lo requiere. Otro 4% se destina para fraccionamiento en el marco de un acuerdo con el Gobierno nacional y el resto, para el mercado interno. La puesta en marcha de este programa de comercialización generó una suba del precio interno del azúcar, que hasta el inicio de la zafra se ubicaba en torno de los $ 57 o $ 58 la bolsa de 50 kilos. Los industriales aseguran que hoy el producto se vende de contado a por lo menos $ 64 la bolsa y a plazos hasta $ 72.
En diálogo con LA GACETA, Gassenbauer explicó que el propósito de la advertencia que formuló Alperovich es que no se desmorone el precio del azúcar. "La idea es que cumplan todos con la exportación, y que no haya hijos y entenados en la actividad. Los que exportan están haciendo un esfuerzo que debe ser compartidos por todos", resaltó. Con respecto a la posibilidad de que sean los mismos industriales los que controlen que se cumpla la exportación, Gassenbauer comentó que se estudia la implementación de una especie de "auditoría operativa", que se encargarían de ejecutar las propias empresas. El Gobierno plantea que se debería dejar de separar el porcentaje de exportación del azúcar que se inmoviliza por si es necesario exportar en el futuro. "Lo que decimos es que se debe exportar el 45% en forma directa, porque ese es el valor necesario para que no se sobreoferte el mercado interno. El que no haga esto, perjudica al resto", añadió. Según Gassenbauer, la advertencia del gobernador está dirigida especialmente a un grupo empresario que maneja tres ingenios que suelen caracterizarse por no sumarse a los procesos exportadores de azúcar.

Quejas de cañeros opositores

Cañeros que se oponen a que sean los ingenios los que manejen la exportación de azúcar denunciaron que son objeto de presiones por parte de las industrias. Aseguraron que los cañeros no venden su azúcar a más de $ 60 la bolsa y se resguardaron en la Ley de Maquila para exigir que los ingenios les entreguen la totalidad del azúcar que les corresponde.
Comentarios