Piden la detención de Martínez de Hoz, ex ministro del proceso

El Gobierno nacional vincula al ex jefe de Hacienda con la desaparición de un ex director. La presentación apunta a la certificación de un negociado que el subalterno se negó a firmar. Otros involucrados.

26 Mar 2008 2 1
1

INVESTIGACION. Martínez de Hoz era presidente de la empresa que compró el Estado nacional a sobreprecio. NA

BUE­NOS AI­RES.- El Go­bier­no na­cio­nal pi­dió ayer a la Jus­ti­cia la de­ten­ción del ex mi­nis­tro de Eco­no­mía de la úl­ti­ma dic­ta­du­ra, Jo­sé Al­fre­do Mar­tí­nez de Hoz, y de otros ex je­rar­cas de esa car­te­ra, por el cri­men de Juan Car­los Ca­sa­rie­go De Bel, un ex fun­cio­na­rio del Pa­la­cio de Ha­cien­da que ob­je­tó la ope­ra­ción de es­ta­ti­za­ción de la Com­pa­ñía Ita­lo Ar­gen­ti­na de Elec­tri­ci­dad (CIAE).
La pre­sen­ta­ción fue rea­li­za­da por la Se­cre­ta­ría de De­re­chos Hu­ma­nos de la Na­ción, a car­go de Eduar­do Luis Du­hal­de, an­te el juez fe­de­ral Da­niel Ra­fe­cas. El pe­di­do de de­ten­ción al­can­za también a Juan Ale­mann y Gui­ller­mo Wal­ter Klein, ex se­cre­ta­rios de Ha­cien­da y de Pla­ni­fi­ca­ción, res­pec­ti­va­men­te, du­ran­te la ges­tión de Mar­tí­nez de Hoz.
Ca­sa­rie­go De Bel, di­rec­tor de Re­gis­tros de In­ver­sio­nes Ex­tran­je­ras del Mi­nis­te­rio de Eco­no­mía, de­sa­pa­re­ció el 15 de ju­nio de 1977, luego de ne­gar­se a fir­mar una cláu­su­la pa­ra acre­di­tar que la CIAE era de ca­pi­ta­les ex­tran­je­ros, pa­ra co­ti­zar­la a un pre­cio ma­yor a su va­lor real, pre­vio a su es­ta­ti­za­ción.
En con­fe­ren­cia de pren­sa, don­de es­tu­vo la hi­ja de la víc­ti­ma, Ma­ría Ca­sa­rie­go, Du­hal­de di­jo que la de­sa­pa­ri­ción de Ca­sa­rie­go De Bel es­tá “es­tre­cha y fun­da­men­tal­men­te li­ga­da a su ne­ga­ti­va a acor­dar lo que a su jui­cio no co­rres­pon­día en re­la­ción a la Ita­lo Ar­gen­ti­na que, has­ta dos días des­pués del gol­pe, era pre­si­di­da por Mar­tí­nez de Hoz”, a quien de­fi­nió co­mo un “cua­dro esen­cial del pro­yec­to te­rro­ris­ta de la dic­ta­du­ra”.
“No só­lo fue el au­tor del plan eco­nó­mi­co que fue el fun­da­men­to real y ver­da­de­ro que lle­vó al asal­to de las ins­ti­tu­cio­nes el 24 de mar­zo de 1976, si­no que ade­más tu­vo par­ti­ci­pa­ción di­rec­ta en ac­tos pro­pios de te­rro­ris­mo de Es­ta­do”, dijo, o “en he­chos con­cre­tos que se lo vin­cu­la, co­mo de san­gre, de tor­tu­ra y de de­sa­pa­ri­ción de per­so­nas”, aña­dió.
El ca­so in­ves­ti­ga­do se vin­cu­la con la com­pra por par­te del Es­ta­do de la Ita­lo en U$S 394,5 mi­llo­nes, cuan­do en rea­li­dad la co­mi­sión in­te­gra­da por Ca­sa­rie­go in­di­có que era mu­cho me­nor, alrededor de U$S 122 mi­llo­nes, e in­clu­so me­nos.
Ya en de­mo­cra­cia, una co­mi­sión par­la­men­ta­ria in­ves­ti­gó la cues­tión y de­tec­tó irre­gu­la­ri­da­des en el pro­ce­so. La em­pre­sa fue crea­da en 1911 y en 1961 se re­ne­go­ció el con­tra­to con una cláu­su­la que in­cluía que cual­quier ne­go­cia­ción de com­pra o ex­pro­pia­ción de­bía ha­cer­se en dó­la­res, pe­ro fi­nal­men­te se rea­li­zó en fran­cos sui­zos me­dian­te una ope­ra­to­ria en la que par­ti­ci­pó el em­ba­ja­dor de la dic­ta­du­ra en Ber­na, Luis de Pa­blo Par­do.
“La fuen­te de re­cur­sos que el Es­ta­do ter­mi­nó pa­gan­do a gru­pos pri­va­dos pue­de ca­li­fi­car­se co­mo uno de los gran­des ne­go­cia­dos de nues­tro país”, ase­gu­ró Luis Alem, se­cre­ta­rio de Pro­tec­ción de De­re­chos Hu­ma­nos.
“A 30 años del he­cho, es­pe­ro que en al­gún mo­men­to en nues­tro país ha­ya Jus­ti­cia y sea po­si­ble ar­mar un país. Y que los res­pon­sa­bles de se­me­jan­te ge­no­ci­dio pa­guen”, se­ña­ló la hija de la víctima. (DyN)

2 Comentarios

Comentarios 2

Para poder comentar debes Ingresar / Registrarte

Más recientes

jim #2 26 Mar 2008 12:54 Hs

Habria que hacerle cirugía de oreja a estedelincuente, y mandarlo a villa urquiza. No puede salir impune de todo el daño que le hizo al país