Malestar en la oposición por el reparto de fondos no reintegrables

Ofuscado, Salazar retiró el stand de Bella Vista de la Expo Interior. Reclamo de los intendentes

DECISIÓN. Salazar no ocultó su malestar con el Ministerio del Interior.  DECISIÓN. Salazar no ocultó su malestar con el Ministerio del Interior.

Malestar, sorpresa y descontento son algunas de las sensaciones que provocó en los intendentes opositores el conocer a través de un informe de LA GACETA que el Poder Ejecutivo que conduce Osvaldo Jaldo -interinamente- ha favorecido a los municipios del mismo signo político con al menos $8.100 millones en fondos no reintegrables hasta inicios de julio de 2022. En contrapartida, los distritos de Juntos por el Cambio (San Miguel de Tucumán, Concepción, Yerba Buena y Bella Vista) no han obtenido este tipo de ayudas, a excepción de la Capital, que recientemente solicitó $35 millones por los festejos suspendidos en la víspera del 9 de Julio.

El jefe municipal de Bella Vista, Sebastián Salazar (UCR), tomó ayer una determinación drástica para expresar su descontento: hizo levantar el stand del municipio en la Expo Interior, que se desarrolló en el Hipódromo tucumano. “No puedo tolerar que el Ministerio del Interior (a cargo de Miguel Acevedo) tenga una clasificación manifiesta en el reparto de fondos. No podemos tolerar que en nuestra provincia tengamos ciudadanos de primera y otros de segunda”, disparó en un comunicado.

El radical dijo que celebra que haya intendentes que se vean beneficiados con la entrega de recursos para llevar más soluciones para sus vecinos, pero defendió a los bellavistenses. “No voy a permitir la exclusión de Bella Vista en estos repartos, porque tenemos las mismas necesidades y problemas que todos los tucumanos”, insistió.

El intendente de Yerba Buena, Mariano Campero, respaldó la determinación que tomó su par de Bella Vista. “Hemos charlado con los intendentes (radicales). Entendemos en un 100% lo que ha planteado Salazar, y lo vamos a continuar”, indicó el yerbabuenense.

La edil por Concepción Katherina Mazzuco remarcó que el municipio viene teniendo una postura crítica por el modo en que la Provincia administra los fondos. “Buscamos emitir una resolución para solicitar que la ciudad también sea tenida en cuenta para recibir aportes no reintegrables”, dijo en diálogo con el ciclo “Café Prensa”.

El presidente de la UCR, Roberto Sánchez, había criticado el sábado que “el Gobierno favorece a los amigos de su signo político, con fondos millonarios que no tienen ninguna justificación”. “El reparto sólo puede explicarse en una devolución de favores para con el gobernador. Con la plata que reciben los municipios de PJ, esas ciudades deberían ser del primer mundo. Todos sabemos que no es así y nos preguntamos dónde va tanta plata”, disparó y pidió que el sistema de giros discrecionales sea desterrado.

Por los dichos de Sánchez, el edil Alejandro Sangenis (FdT) tildó al diputado de sufrir “bipolaridad política”, por hablar un día con Jaldo y salir a criticar la distribución de fondos.

En la Capital por ahora prefirieron no hacer declaraciones públicas. De todos modos, fuentes vinculadas al despacho de Germán Alfaro (PJS) opinaron que “no hay proporcionalidad ni racionalidad” en el reparto de fondos no reintegrables que hace la Provincia, dado que hay municipios de segunda categoría (como Famaillá o Alberdi, con $820 millones y $810, respectivamente) que reciben más dineros que otros de primera, (como Tafí Viejo, con $655 millones).

Banda del Río Salí, también municipio de primera, es el más favorecido hasta ahora según dan cuenta 17 decretos publicados en el Boletín Oficial por fondos no reintegrables, emitidos entre el 11 de enero y el 25 de junio, por un total de $1.780 millones.

Comentarios