Ola de calor y cambio climático: ¿qué sucede con la Tierra?

En Tucumán desde hacía nueve años que no se vivía una ola de calor como la de esta semana que pasó.

Ola de calor y cambio climático: ¿qué sucede con la Tierra?

La semana que comienza traerá alivio para los tucumanos con lluvias y valores normales para una época como la de enero, según advirtieron desde el Servicio Meteorólogo Nacional en LG Play. La ola de calor que se vivió es inusual. Para que se considere “ola de calor”, deben haber tres días con temperaturas mínimas de 22°C y máximas de 40°C. “En diciembre de 2013 se vivió esta misma situación, con temperaturas así de altas. Esa fue la última ola de calor en nuestra provincia”, dijo Cristofer Brito, del Servicio Meteorológico Nacional.

Estas condiciones, alertaron a todos los habitantes de Tucumán y del país porque hubo zonas argentinas como la región pampeana o Buenos Aires que no tienen esta temperatura en enero. El fenómeno afectó también a Uruguay, Paraguay y el sur de Brasil.

“La ola de calor es histórica porque hay dos datos que dan cuenta de ello”, señaló a BBC Mundo desde Buenos Aires Alpio Costa, climatólogo e investigador del Instituto Antártico Argentino.

“El primero es que en la ciudad de Córdoba el martes se quebró un récord histórico con 42,5 °C. Es la temperatura más alta registrada en esa ciudad. Pero además, en la capital federal, en la ciudad de Buenos Aires, se registraron el martes 41,1 °C. Desde 1995 la ciudad de Buenos Aires no llegaba a los 40 grados”, detalló el especialista.

El calor y el cambio climático

“Hay una generalización de los índices de sequía en todo lo que es el subtrópico. Y si seguimos inyectando gases del efecto invernadero a la atmósfera la temperatura va a ir en ascenso en todo el planeta. Tengo hijos, tengo nietos y esto me quita el sueño”, dijo Juan Leonidas Minetti, doctor en Meterología al equipo de LG Play.

“En los últimos 10 años los valores de temperatura observados regionalmente se han superado ampliamente. Todo esto impacta fuertemente porque aumenta el consumo de agua, de electricidad, independientemente de los sistemas productivos que también se ven afectados”, subrayó.

Diversificar las energías y generar conciencia social son claves para mitigar estos efectos que, aducen los especialistas, son las causas del cambio climático provocado por las actividades productivas del hombre. La ola de calor se debe a “una combinación de factores”, le explicó a BBC Mundo Matilde Rusticucci, doctora en ciencias de la atmósfera, investigadora principal del Conicet (Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas) y profesora de Cambio Climático de la Universidad de Buenos Aires.

“El cambio climático, por supuesto, es uno de los factores y lo que hace es aumentar la frecuencia de estas olas de calor. Además de eso, estamos en un fenómeno de sequía muy persistente que tiene que ver, principalmente con que venimos de un fenómeno de La Niña, que en nuestra región nos da sequías, falta de precipitación, entonces la acumulación de estos dos factores produce esta ola de calor tan intensa”.

Comunicar para el cambio

Nati Mazzei es la influencer “Eco Intensa” quien comenzó su cuenta en Instagram, @ecointensa, con la idea de poner al acceso de otras personas información valiosa sobre el ambiente. “Siento que muchas personas tienen una forma de vivir poco sustentable no por maldad sino por desconocimiento. Eso fue lo que me pasó a mí y desde que tengo acceso a la información me pregunto ¿por qué nadie me lo dijo antes?”.

“La relación entre la ola de calor y el cambio climático es compleja. Es importante no caer en la simplificación de ´hace calor por el cambio climático´ porque esa teoría es fácilmente rebatida por quienes aún niegan que exista tal crisis diciendo que ´siempre hubo olas de calor o hizo calor en enero´. Entonces lo que hay que entender es que las consecuencias del cambio climático consisten en eventos extremos que ya conocemos, como olas de calor, sequías, incendios espontáneos, inundaciones pero acaecidos con más frecuencia y con mayor intensidad. La consecuencia del cambio climático y la suba de temperatura a nivel mundial, es crear las condiciones para que estos eventos puedan darse con más facilidad y frecuencia. Entonces, ¿la ola de calor es consecuencia del cambio climático? El climatólogo Leandro Díaz explica que eso va a poder comprobarse y medirse una vez que ésta ya haya pasado. Lo que sabemos es que la temperatura a nivel mundial sigue aumentando y que, lamentablemente, cada vez vamos a vivir en condiciones más extremas”, dijo Nati en diálogo con LA GACETA y agregó: “el ambientólogo Inti Bonomo dijo algo así como que creemos que el cambio climático consiste en un evento apocalíptico  cuando en realidad consiste en una paulatina pérdida de la calidad de vida. Y, en este punto, es importante pensar en quiénes pierden calidad de vida, entendido por esta la falta de agua, el difícil acceso a los alimentos, las dificultades para trasladarse y para trabajar, la falta de luz y de mecanismos de refrigeración, siempre son los sectores más vulnerados de la sociedad los que pagan más caro”.

Según la influencer, a los argentinos nos falta “lo mismo que a todo el resto del mundo”: “una masa crítica ciudadana que entienda que esta es la madre de todas las luchas, que si perdemos esta nada más tiene sentido. Quienes nos definimos como ambientalistas, principalmente aquellas personas que se encuentran en los territorios, estamos sosteniendo una lucha y un reclamo que es de todos los seres humanos. Es el futuro de todos el que está en peligro, pero por alguna extraña razón a la gran mayoría de la gente todavía parece no interpelarla”.

El cine, un aliado

En diciembre pasado se estrenó en Netflix una película que ya se convirtió en la segunda más vista de la plataforma Netflix: “No mires arriba”.

En el filme, dos astrónomos mediocres descubren que, en pocos meses, un meteorito destruirá el planeta Tierra. A partir de ese momento, intentan advertir a la humanidad del peligro que se avecina a través de los medios de comunicación. La película está dirigida por Adam McKay y protagonizada por Leonardo Di Caprio -un apasionado defensor del ambiente- y Jennifer Lawrence.

“La película es una sátira que se diferencia de otras películas apocalípticas como Terminator 2 o Mad Max que son de acción y aventuras. En este género se proyecta cómo sería el mundo en base a lo que se ve hoy. En el caso de la película de McKay, hay una opinión muy sólida que fundamenta el film porque una sátira debe tener eso: una opinión sólida”, explica el actor y crítico de cine Iván Steinhardt. “Los personales de esta película son absurdamente reales. La realidad a veces es así, sobre todo la clase que dirige el mundo. Es difícil creer que piensen así, pero sin embargo lo hacen”.

“Creo que ‘No miren arriba’ tiene una aguda y ácida crítica sobre la banalidad y superficialidad del mundo en el que vivimos con respecto a la ecología. Si uno quita el tema del meteorito y pone al coronavirus podría ser una sátira sobre el mundo en estos últimos dos años”, explicó el crítico.

Temas Ola de calor
Tamaño texto
Comentarios