Los Pumas tienen otra prueba de fuego - LA GACETA Tucumán

Los Pumas tienen otra prueba de fuego

Después de una semana turbulenta, el seleccionado argentino de rugby cerrará su participación en el Rugby Championship frente a Australia.

04 Dic 2020 Por Federico Espósito
1

A LA CANCHA. Santiago Carreras será uno los titulares en la formación que dispuso Ledesma para mañana.

En la madrugada de mañana (5.45), Los Pumas jugarán uno de los partidos mas incómodos e inoportunos de su historia. El cierre del Rugby Championship 2020, una competencia a la que el seleccionado argentino hizo lo humanamente posible por llegar, será una revancha con Australia completamente desnaturalizada después de una semana turbulenta, desencadenada por la falta de un homenaje acorde a la memoria de Diego Armando Maradona.

El desmadre que sobrevino, primero por el hallazgo de tuits oprobiosos escritos por algunos jugadores de Los Pumas hace años (entre ellos el capitán Pablo Matera), luego por las sanciones aplicadas por la UAR (suspensión de los jugadores y despojo de la capitanía de Matera) y finalmente por la revocación de dichas medidas por parte de la entidad ante la presión de la opinión pública, de los clubes y de los propios Pumas, algunos de los cuales se habrían negado a jugar si se mantenían las sanciones a sus compañeros.

Habrá juego entonces, pero a esta altura parece ser lo de menos. Hace apenas siete días, Los Pumas estaban segundos con la misma cantidad de puntos que Nueva Zelanda y un partido menos. Aún se replicaban los elogios a Matera por su “yo juego por mi país” dirigido al árbitro Angus Gardner en el triunfo sobre los All Blacks y su gesto de regalarle su camiseta a un niño después de la remontada y empate con Australia.

Por la cantidad de cosas que sucedieron desde entonces, pareciera haber pasado un año. Y aunque la dirigencia dio marcha atrás, la relación con los jugadores está definitivamente quebrada. En el plantel sienten que los dejaron solos atajando todas las flechas y que nadie de la UAR salió a hacerse cargo. Quien sí lo hizo fue Marcelo Loffreda, manager del equipo, que asumió toda la responsabilidad por lo de la cinta negra como homenaje a Maradona. El “Tano” puso en juego el prestigio que le cabe por ser el artífice del bronce mundialista de 2007. Por un lado aseguró que los jugadores habían hecho un duelo por el “10” de manera interna y por otro anticipó que mañana harán otro homenaje para enmendar el error. Algunos dirán que es mejor tarde que nunca; otros, que ya es mejor dejarlo así.

No obstante la revocación de las sanciones, ni Matera ni Guido Petti ni Santiago Socino fueron convocados para este final. No tiene sentido exponerlos, más allá de que muchos ex jugadores y dirigentes hayan salido en su defensa, alegando que no se puede condenarlos por algo que hicieron hace tanto tiempo. Lógicamente, las bajas de Matera y Petti, dos de los titulares indiscutibles y baluartes del pack de forwards, son golpes fuertes para un plantel que se entrenó como pudo en estos días y que podría reaccionar de dos maneras ante los Wallabies: salir como un equipo anímicamente apaleado o como una jauría herida dispuesta a dejar todo para callar las críticas.

Comentarios