River regresó con la estirpe copera intacta

El "millonario" igualó jugando bien en Brasil.

18 Sep 2020 Por Carlos Chirino

Volvió a tener acción luego de 190 días. Y lo hizo como si no hubiese sentido la inactividad obligada por la pandemia de la covid-19. River jugó con la misma actitud e intensidad que lo hace siempre, tratando de buscar el arco contrario, conservando un orden en todas sus líneas. El equipo de Marcelo Gallardo dejó en claro que mantiene intacta la estirpe copera y estuvo muy cerca de conseguir un gran triunfo en el mismísimo Morumbí frente a San Pablo, donde igualó 2 a 2 por el grupo D de la Copa Libertadores. Al “Millonario” se le escapó la victoria por dos goles en contra, el primero de Enzo Pérez cuando el cotejo estaba 0 a 0 y el segundo de Fabrizio Angelieri, cuando ya ganaba 2 a 1. El empate parcial lo convirtió Rafael Santos Borré y el tanto de la victoria parcial fue obra de Julián Álvarez.

El “Millo” salió a jugar de igual a igual. Tratándose de parar en terreno visitante, sin darle importancia a que llegaba al partido solo dos con prácticas de fútbol y que su adversario tenía disputados 13 partidos en el torneo brasileño. “La respuesta del equipo fue muy satisfactoria. Después de seis meses de inactividad, jugamos contra un equipo que venía con mucha dinámica de partidos y respondimos muy bien. Quiero rescatar el gran esfuerzo que hicieron los jugadores. No era fácil volver después de tanto tiempo. No era fácil jugar de igual a igual ante un rival de la jerarquía de San Pablo. Más allá de la desgracia de recibir dos goles en contra, me voy contento con lo realizado por el equipo”, fue el primer análisis realizado por Gallardo.

Los dos goles del “Millonario” tuvieron el sello que le imprimió el “Muñeco” Gallardo desde que desembarcó en Núñez. En el primero, hubo una triangulación entre Borré, Matías Suárez y Álvarez, que el colombiano cambió por gol. En el segundo, Lucas Martínez Quarta fue a buscar una pelota que parecía perdida, ganó y habilitó a Álvarez para que anote el segundo. “La gente entiende que el equipo lo representa de una manera y que más allá de cualquier adversidad, el equipo siempre responde. Es verdad que no estamos en las mejores condiciones. Los jugadores demostraron, que más allá de la inactividad, siguen manteniendo un espíritu. El equipo sigue creyendo en las posibilidades de juego, que se viene sosteniendo en el tiempo. Eso nos avala y a los hinchas de River los representa”, dijo el entrenador de la “banda”.

River luchó cuando algún tramo del partido así lo requería y también jugó, con la pelota al piso y a varios toques, en otros pasajes. Estuvo siempre a la altura de las circunstancias. “Estaba claro que no ibamos a retroceder ni le ibamos a dar la iniciativa a San Pablo. La idea siempre fue no darle protagonismo al rival y complicarle la salida limpia. Era un plan arriesgado, porque físicamente había que sostenerlo en el tiempo. Por suerte los jugadores se sintieron cómodos. Este punto es importante para lo que representará el partido del martes”, expresó el DT. “Futbolísticamente intentamos hacer lo de siempre y a veces era normal que la pelota les rebote a los jugadores. Fueron muchos meses sin jugar. Jugamos contra un grande del continente, con 13 partidos encima, que pelea el torneo brasileño y esa era mucha ventaja. Los futbolistas hicieron un gran esfuerzo mental y físico”, agregó.

El conjunto de Núñez quedó bien parado de cara al futuro, ya que comparte el segundo lugar con San Pablo con cuatro puntos, a dos del líder, Liga Deportiva Universitaria de Quito. River visitará el martes a Binacional de Perú (marcha último con tres unidades) y después recibirá a los brasileños y cerrará contra los ecuatorianos, también de local. “Va a ser una zona muy cerrada hasta el final. Hay tres equipos que darán pelea. Ahora vamos a ver si podemos sumar los tres puntos en Perú para llegar más tranquilos a los dos últimos encuentros”, analizó Gallardo.

El punto conseguido en Brasil es muy importante, pero será mucho más todavía si consigue un resultado positivo en Lima, lo que lo dejará muy bien posicionado de cara al futuro. Pasa el tiempo y River, de la mano de Gallardo, sigue demostrando que tiene estirpe copera.

Comentarios