Losardo: “respeto la independencia judicial y es el ejemplo que quiero dar”

La ministra dijo que había que estar “tranquilos” respecto de la reforma de los Tribunales que prometió el Presidente.

14 Feb 2020 Por Irene Benito
1

DIÁLOGO CON LA GACETA. Marcela Losardo, ministra de Justicia de la Nación, en el bar del Catalinas Park. la gaceta / foto de PRENSA CASA DE GOBIERNO

Durante su primera visita oficial a Tucumán como ministra de Justicia y de Derechos Humanos de la Nación, a Marcela Losardo le recordaron varias veces que en el viaje anterior había estado en la boda de Antonio Estofán, vocal decano de la Corte Suprema provincial, y de Silvina Pérez Cuervo, camarista de San Martín (Buenos Aires). “¡La vi en el casamiento de Estofán!”, la saludó, por ejemplo, Ana María Gollán, directora de Protocolo y Ceremonial del Poder Judicial, mientras chequeaba el estado de la mesa del Catalinas Park en la que tuvo lugar la entrevista y en la que participó como oyente la presidenta del alto tribunal, Claudia Sbdar. Losardo sonrió en forma permanente. Al final y ante una pregunta sobre las causas de corrupción, se definió como una creyente de la independencia judicial.

-¿Cuál es su expectativa sobre este primer encuentro del Consejo de Seguridad Interior?

-Es una reunión novedosa y muy positiva, y creo que es la forma de trabajar en un país federal. Espero un encuentro provechoso porque veo un buen clima y una buena convocatoria. Como siempre, el gobernador (Juan Manzur) brindó un espacio amplio para construir el país unido que nosotros necesitamos. No todo pasa por Buenos Aires: la seguridad incumbe a la Argentina en su conjunto.

-El presidente Alberto Fernández prometió en el discurso inaugural de su mandato que iba a impulsar una reforma integral de la Justicia.

-Es un proyecto que estamos trabajando con mucho cuidado y mucha responsabilidad, y, cuando esté listo, se va a comunicar.

-La falta de precisiones ha generado preocupación en el ambiente judicial. ¿Cuál es la impronta que usted quiere dar a esta propuesta?

-No creo que haya una preocupación con este proyecto ni que los judiciales la manifiesten. Me parece que la inquietud proviene de las noticias. Sabemos que la Justicia necesita un cambio en general y esto lo digo pensando a la Justicia como a un todo, y no sólo en la que presentan los medios de comunicación. Debemos tener un Poder Judicial más cercano a los ciudadanos; más inclusivo; más rápido; más eficaz, y eso es lo que hay que solucionar porque la ciudadanía siente la distancia. Estas son las cosas que hemos de cambiar porque nuestros juicios son muy largos y hay un sistema complejo de revisión. También seguiremos adelante con el esquema acusatorio para el proceso penal, que ya está en marcha, y habrá que ver si corresponde modificar ciertos aspectos del funcionamiento del Consejo de la Magistratura de la Nación para darles más transparencia y celeridad a los concursos de preselección de jueces. Creo que no debemos anticiparnos; que hay que estar tranquilos y esperar a que terminemos de elaborar el proyecto de ley, y a que lo enviemos a la Cámara de Diputados, que es donde debe ser discutido.

-También está pendiente la definición sobre la continuidad o el cambio del régimen especial de jubilación con el beneficio del 82% móvil establecido para la magistratura, entre otros estamentos... ¿Considera usted que hay margen para acotar esos haberes?

-Mi posición es la del Presidente y de muchos más. El sistema jubilatorio tiene un déficit grande, que no podemos afrontar más. Nada más que eso: hay un proyecto en elaboración que presentaremos próximamente.

-El Poder Ejecutivo de la Nación retiró del Senado los pliegos de jueces enviados por la gestión anterior que carecían de acuerdo. En ese paquete hay seis nombramientos para Tucumán.

-Sí, nosotros los pedimos. Vamos a sentarnos a analizar y seguramente habrá muchos pliegos que confirmaremos. Tenemos que ver qué se puede mandar.

-¿Cómo abordarán esta tarea? Le pregunto porque a la administración de Mauricio Macri le cuestionaron que tomara estas decisiones en una “mesa judicial”.

-Nosotros no tenemos una “mesa judicial”: esto es lo que había en el Gobierno anterior. Es tremendo, un error, ¿qué significa esto de la “mesa judicial”? ¿Quiere decir que hay un montón de personas que opinan y deciden? Aquí hay un Consejo de la Magistratura, una ministra de Justicia, un Presidente, un Poder Judicial... cada institución con sus funciones y responsabilidades. Una “mesa judicial” significa algo oscuro, algo paralelo y que pasan cosas por canales indebidos. Nosotros no aceptamos la “mesa judicial” ni los operadores: el Presidente fue muy claro. Esta es una Argentina diferente.

-¿Cuál es su posición en la polémica sobre los llamados presos políticos?

-Ya opiné en su momento. Es una cuestión que seguimos hablando y convirtiendo en una fisura que no da para más. El Presidente explicó su posición y a mí me parece que el tema está agotado. Es mucho mejor que conversemos sobre que estamos los argentinos acá y muchas de las autoridades, y acerca de cómo todos vamos a compartir ideas y trabajar en la seguridad. Estos son los temas de la agenda y que los medios deben destacar. Los ministros nacionales firmaremos un convenio para resolver los problemas de los indígenas ligados a la tenencia de la tierra y pondremos a disposición la resolución alternativa de conflictos. Esto es lo que hay que marcar: qué se va a hacer en función de la unión de los argentinos, de resolver las diferencias y de crear instancias previas a la judicialización para que los poderes judiciales solucionen los demás problemas. El Ejecutivo y las restantes instituciones tienen que ocuparse de eso, y de resolver la mayor cantidad de conflictos. Este es mi objetivo en el Ministerio de Justicia.

-¿Cómo pretende usted que sea el tratamiento de las denuncias de hechos de corrupción durante su gestión?

-Yo no tengo por qué opinar sobre las causas de supuesta corrupción que están en la Justicia y allí deben ser resueltas. Yo estoy en el Poder Ejecutivo y respeto la independencia judicial. No me voy a entrometer en el ámbito de los jueces ni de sus decisiones: es el ejemplo que quiero dar.

Comentarios