La Nación libera los subsidios atrasados para el transporte

La Provincia envió las rendiciones de cuentas por los fondos.

12 Oct 2019
1

MÁS ESPERA. Los empresarios habían justificado los despidos porque redujeron las frecuencias, perjudicando al pasaje.

La Nación aprobó ayer la documentación presentada por la Secretaría de Transporte y Seguridad Vial de Tucumán, y se liberó el pago de $ 53 millones de subsidios nacionales por el mes de septiembre. La polémica por la rendición de cuenta de los fondos nacionales del Fondo de Compensación de la Nación, que remite la Casa Rosada tras el traspaso de subsidios al sector a las provincias, se había producido en pleno conflicto por los 150 choferes despedidos.

El presidente de la Asociación de Empresarios del Transporte Automotor de Tucumán (Aetat), Daniel Orell, aseguró que los fondos no modifican la crisis en el sector. “Son fondos de septiembre, que ya están gastados. Lo dijimos muchas veces, el problema no son estos fondos nacionales que estaban adeudados, sino es de estructuras. Estos recursos forman parte de los ingresos de las empresas mes a mes. Si en septiembre no tuvimos esos subsidios estuvimos peor, pero ahora por más que liquiden los $ 53 millones para el sector, el problema subsiste”, expresó el empresario.

Los reclamos del Ministerio de Transporte de la Nación, a cargo de Guillermo Dietrich, habían surgido luego de que el vicegobernador, Osvaldo Jaldo, responsabilizara al gobierno de Mauricio Macri de la crisis de las empresas de transporte tras el traspaso de subsidios de la Nación a las provincias: “(Macri) tiene que traer respuestas para los 150 empleados de UTA despedidos por los recortes a los subsidios al transporte”.

Mensualmente, el Gobierno nacional transfiere a la provincia de Tucumán $ 53 millones como compensación al transporte. “La Provincia adhirió al fondo compensatorio de transporte público para acceder a este beneficio, como otros distritos. Al tratarse de fondos públicos, y para garantizar que el destino de los fondos públicos nacionales sea usado para el servicio de colectivos, el Ministerio de Transporte de la Nación controla que los montos transferidos a las provincias se asignen de acuerdo a lo que corresponde a cada municipio”, habían informado desde la cartera de Dietrich.

“La Nación realizó una modificación en el modo de girar los fondos y de recibir las rendiciones, a eso se debe la demora”, había minimizado en la semana Orell.

Desde enero, la Provincia destina $ 130 millones mensuales en subsidios para las empresas de transporte. La Nación, que enviaba alrededor de $ 190 millones a la provincia hasta 2018, eliminó el subsidio al gasoil y dispuso de un fondo de compensación para acompañar a las provincias. En Tucumán, implican $ 53 millones por mes.

“Lo que hay que entender es que los subsidios están para que la tarifa no se dispare. Lo que pasa es que tenemos insumos dolarizados, subsidios fijos a valores de 2017, inflación, devaluación y tarifas atrasadas. El problema del transporte es una crisis estructural”, consideró Orell. Y agregó: “para la audiencia de la semana que viene por la conciliación obligatoria con el sindicato hemos invitado a funcionarios de la Provincia y del municipio, porque es un servicio público y porque entendemos que de ellos depende la solución”.

Comentarios