Echaron al motociclista italiano que le apretó el freno a un rival a 200 kilómetros por hora

"Pido perdón a todo el mundo del deporte", dijo el italiano que protagonizó el escándalo.

10 Sep 2018
1

El momento en el que Fenati presiona el freno de la moto de Manzi. CAPTURA DE PANTALLA

El piloto italiano Romano Fenati fue expulsado de su equipo de Moto2, el Marinelli Snipers, después de la peligrosísima maniobra que realizó el domingo en el Gran Premio de San Marino. El equipo anunció hoy la medida, menos de 24 horas después de que el corredor tocara en plena recta el freno de su compatriota Stefano Manzi. Ambos pilotos rodaban a una velocidad cercana a los 200 kilómetros por hora cuando luchaban por una posición.

Fenati, de 22 años, fue excluido de la carrera por una imprudencia que le habría podido costar la vida a su rival y después fue sancionado con otros dos Grandes Premios de suspensión. El Marinelli Snipers condenó la "conducta antideportiva, peligrosa y dañina" del piloto. "Con gran pesar, debemos señalar que su acto irresponsable puso en peligro la vida de otro piloto y eso no se puede disculpar de ninguna manera", señaló el equipo en su comunicado en el que agregó que "a partir de este momento, el piloto no participará más en una carrera con el equipo Marinelli Snipers".

Se esperaba que Fenati firmara para la próxima temporada por el equipo MV Agusta, pero el jefe de la escudería, Giovanni Castiglioni, cambió de opinión tras el incidente del domingo. "Me voy a oponer personalmente cada día para parar el fichaje", señaló en su cuenta de Instagram. "No va a ocurrir. No representa nuestros valores como compañía".

Disculpas

"Pido perdón a todo el mundo del deporte. Esta mañana, con la mente despejada, deseé que sólo hubiera sido un mal sueño", arrancó Fenati una carta de disculpas que colgó en su página web. "Mi acción fue inexplicable, íno fui un hombre!", indicó y sostuvo que "un hombre habría acabado la carrera para después apelar al director en busca de justicia por los episodios previos. No debería haber respondido a las provocaciones".

Además, dijo que "las críticas son justas y puedo entender la acritud hacia mí. Es una imagen horrible de mí y de mi deporte. Yo no soy así y los que me conocen lo saben". "Ahora tendré tiempo para reflexionar y aclarar mi mente", agregó.

"Tengo un carácter impulsivo, pero mi intención no era herir a otro piloto, sólo quería dejarle claro que lo que él estaba haciendo era peligroso y que yo también podía cometer una infracción. No quiero justificarme y sé que mis acciones no se pueden justificar, sólo quiero pedir perdón a todo el mundo", concluyó. (DPA)

Comentarios