Diez datos que se mantienen bajo llave respecto al presupuesto de la Legislatura

El informe de la Fundación Libertad no fue bien recibido entre los legisladores, aunque hay información que todavía se desconocer.

23 Ago 2018
1

PRESUPUESTO. Hay datos de la Legislatura que no se dan a conocer. FOTO ARCHIVO

El informe que realizó la Fundación Libertad, sobre el costo de los cuerpos provinciales, no fue bien recibido en la Legislatura tucumana. Es que la entidad privada sin fines de lucro arrojó que cada diputado provincial insume $ 25 millones por año, poco más de $ 2 millones por mes. La Legislatura de Tucumán está en la cima del podio del gasto por legislador: con 49 miembros (es un cuerpo unicameral), cada uno de ellos le insume $ 54,2 millones anuales a la provincia, es decir, $ 4,5 millones por mes.

Esto no significa que sea este monto lo que cobra el legislador como dieta mensual, lejos de eso: según un relevamiento que realizó el diario "La Nación", en abril pasado en todas las legislaturas del país, el ingreso mensual de un legislador provincial de Tucumán es de $ 55.000. Uno de los más bajos del país.

Si bien el presidente subrogante Fernando Juri (PJ) cuestionó el informe, al considerar que se sacó de contexto algunos datos, hay datos de la Legislatura que todavía no se dan a conocer. A continuación un listado con todos ellos.

1- Presupuesto bajo llave  

El Poder Judicial, el Ejecutivo, el Tribunal de Cuentas, la Caja Popular y los demás organismos del Estado provincial dan los detalles de sus presupuestos anuales cuando se trata el proyecto de ley de cada período. El único que no difunde su presupuesto para personal, gastos corrientes y subsidios es la Legislatura.

2- El misterio del personal

El Poder Legislativo tiene una planta de personal permanente que se desempeña en las direcciones y áreas administrativas, entre otras oficinas. Son los trabajadores que marcan día a día la huella de su pulgar en los sensores para asentar su asistencia. A diferencia del Senado de la Nación, la Cámara local no difunde ese número.

3- Los equipos de asesores

A cada legislador le corresponde un staff de asesores, cuyo rol puede ser colaborar con la elaboración de proyectos y la atención al público, entre otras tareas. A diferencia del Congreso de la Nación, que sí da a conocer quién trabaja para cada legislador nacional, en Tucumán la lista de asesores no se difunde.

4- Los empleados de bloque

Así como cada legislador tiene su staff, los jefes de los bloques políticos cuentan con sus propios empleados, al igual que Presidencia. Estos trabajadores en ocasiones no tienen control de asistencia, ya que pueden estar afectados a tareas “territoriales” a favor de un dirigente. Los nombres y las cifras son un misterio.

5- Los subsidios continúan

A raíz del escándalo de las valijas de 2015, la Legislatura no entrega “gastos sociales” o subsidios a personas desde 2016. Sí continúan los aportes a instituciones públicas. La nómina de los beneficiarios y los montos que recibe cada uno, así como la evolución de las rendiciones, tampoco se dan a conocer.

6- Excedentes financieros

La Legislatura, al igual que el Poder Judicial y el Tribunal de Cuentas, tiene la facultad de retener los excedentes de un presupuesto y usarlos al año siguiente, pero no están obligados a difundir esos datos. En marzo de este año, LA GACETA dio a conocer que el “ahorro” de la Cámara ascendía a unos $240 millones.

7- Las dietas y los sueldos

La dieta es la única paga que permite la Carta Magna a los legisladores. Según sondeos de este diario, ronda los $60.000 de bolsillo por mes. Esto no se publica, como sucede con otros ingresos en la Administración Pública. Tampoco los sueldos que perciben los funcionarios ni los honorarios de quienes prestan servicios.

8- No publican resoluciones

El Poder Ejecutivo publica parte de sus decretos, al igual que la Corte Suprema de Tucumán lo hace con sus acordadas. La Legislatura, sin embargo, no difunde las resoluciones que dicta la Presidencia -o el legislador que la subroga en caso de ausencia-. Sólo se puede acceder a los decretos que convocan a sesión.

9- Las empresas que contratan

Como toda sede de la Administración Pública, el edificio de la Legislatura y sus demás sedes generan gastos. En el caso de la Cámara provincial, no se conoce quiénes son los proveedores de bienes y de servicios contratados, ni la modalidad por la que se realizan las compras (licitación o de forma directa).

10- Viáticos para viajes y misiones

Los funcionarios públicos que realizan misiones oficiales cuentan con viáticos para cubrir los costos del viaje. Los legisladores pueden requerir estos fondos al salir de la provincia. Las fuentes hablan de hasta $30.000 por mes, que deben ser rendidos. Se los cubre con un cheque que sólo puede cobrar el titular.

Comentarios