Para cantarle al amor está Carlos Sánchez

El músico siempre será un Tucu Tucu, grupo al que le rinde un nuevo homenaje con un flamante disco.

23 May 2018
1

PROLÍFICO. Carlos Sánchez, entre ser la voz de Los Tucu Tucu y componer. Gentileza Carlos Sánchez.-

MAÑANA

• A las 21, en el teatro municipal Rosita Ávila (Las Piedras al 1.500).

“A Homero Expósito le encantaba el pool, pero jugaba muy mal. Como yo les ganaba a todos, me dijo: ‘quiero jugar con usted, quiero que me enseñe. ¿Cuánto me va a cobrar?’. ‘Nada maestro’, le contesté. ‘Mirá, vos enseñame a jugar y yo te enseño a componer’, me propuso. Él se quería desquitar con el hermano, Virgilio, que le ganaba siempre. Un día llega Virgilio, y Homero lo derrota. ‘¿Cómo has aprendido tanto?’, le preguntó a su hermano. ‘¿Por qué no me enseña a mí también?’, me pidió Virgilio. ‘Yo te enseño a componer y vos me enseñás a jugar’, me propuso. Era a fines de los 70”.

La anécdota de Carlos Sánchez ilustra un encuentro con dos de los mayores creadores de la música ciudadana, quienes le enseñaron el complejo oficio de la composición musical en Buenos Aires.

“Entonces tendría unas 50 canciones, muchas de ellas compuestas para Los Tucu Tucu. Ricardo Romero escribía la letras, y yo la música”, recuerda quien fue primera voz del mayor conjunto folclórico tucumano.

Desde entonces no ha dejado de componer: a la sazón, tiene más de 1.000 temas registrados. Tampoco ha dejado de tocar ni de cantar, desde aquel fatídico 2007, cuando la ruta se llevó a parte de Los Tucu Tucu.

Sánchez rinde el homenaje en el décimo aniversario del trágico accidente en el que murieron Ricardo Romero y Héctor Bulacio, con un nuevo disco, “Páginas de amor”, que presentará en el teatro municipal Rosita Ávila.

“Trata sobre distintos tipos de amor. Son 23 temas. Hay canciones, zambas, chacareras, takiraris, carnavalitos. Es un nuevo hijo -dice-. Me acompañan Luciano Orellana en guitarra; Carlos Rigazio en percusión y voz de bajo; mi hermano, Eliseo Sánchez, en guitarra de acompañamiento y segunda voz; mi hija Noelia Sánchez, tercera voz y guitarra”. Hace ya muchos años que el músico tucumano se dedica a componer para otros artistas. Es el creador, por ejemplo, de “Soy un inconsciente”, uno de los mayores hits de Luciano Pereyra. Los nocheros han grabado muchos temas de Sánchez, como “Soy como soy”, “La taba” y “Flores negras”, entre otros.

Así también, Los Guaraníes o Sergio Galleguillo, que canta algunas de sus zambas, entre muchos artistas populares, grabaron temas del compositor, que suman cerca de 400 versiones. “Por ahí me encuentro con temas grabados de los que ya ni me acordaba”, confiesa el prolífico compositor.

“Desde la primera época de Los Tucu aprendí el oficio de la composición, que demanda mucho trabajo, con maestros muy grandes como los hermanos Expósito”, recuerda. Sus verdaderos comienzos fueron allá por el 67, como parte del grupo vocal Los Nocheros de Anta. Luego fue, desde el 73, la primera voz de Los Tucu Tucu, en reemplazo de César Coco Martos.

Como solista edita en 2010 su primer disco, “El amor es la vida”.

En 2012 lanza su segundo disco, “Homenajes”, que incluye canciones propias en homenaje a Mercedes Sosa, Los Tucu Tucu, El Chango Paliza, Argentino Luna, Los Quilla Huasi, Horacio Guarany y Sandro, entre otros. A fines de 2014 publica “Emociones”, donde incluye el “Himno a San Miguel de Tucumán” y “Campo de las Tacuaras”.

Sánchez anuncia que en el show va haber sorpresas, con músicos invitados que lo acompañarán en quenas y sikus; y en voces, un dúo. Y dos ballets subirán a escena, con sus propios números y bailando algún tema del programa. Se refiere a la Academia San Miguel, Kaymanta, La Diestra, Chelito Peñaflor y otras sorpresas. “Por supuesto - asegura- no faltará el entrañable tributo a Los Tucu Tucu”.


Comentarios