Marapa, anfitrión y ganador parcial, no pudo imponer su juego

La posta cambió de mano y la serie se muda a Graneros

09 Abr 2018
1

SE LA BANCÓ SOLO. Oscar Rojas, de Graneros, y Gerardo Sosa, de Deportivo Marapa, luchan en el aire por la pelota. El delantero de los “Cocodrillos” fue clave en el empate visitante. Marcó el 1-1, de penal. la gaceta / fotos de osvaldo ripoll

A priori, la serie de esta semifinal pintaba como una llave cerrada, y así lo ratificaron los primeros 90 minutos de juego. Deportivo Marapa y Graneros igualaron 1 a 1, en el encuentro de ida de la Región Norte del Federal C. La revancha se jugará dentro de una semana y el ganador de ese partido accederá al partido decisivo.

Este fue uno de esos partidos de “momentos marcados”. Cuando uno pegó, el otro no se desesperó. El “León” fue protagonista a partir de la tenencia de la pelota, pero con eso no alcanzó. Si bien eran amo del balón, los orientados por Walter Villafañe equivocaron los caminos: muchos centros, la mayoría a las manos del seguro Nahuel Fernández. Felices los dirigidos por Eduardo Sáenz de Ugarte, que apostaron a la suya: jugar al contragolpe y aprovechar algún error del rival.

Si bien Marapa fue el que abrió el marcador, nunca pudo despegarse. Y eso que la primera emoción de la tarde llegó con el golazo de José Rodríguez, que sacó un remate desde fuera del área de Graneros y su destino fue el ángulo izquierdo de Fernández. El gol llegaba en un momento óptimo para el dueño de casa, minutos antes del descanso.

Todo parecía indicar que Marapa iba a liquidar el partido. Error. Una fatalidad le quitó esa chance y le dio la derecha a Graneros: el penal que le cometieron a Oscar Rojas y que él mismo se encargó de ejecutar para anotar el gol.

Ahí empezó otro partido. A partir del 1-1, Marapa volvió a tomar las riendas. Pero lo suyo no pasó de buenas intenciones. Garmendia no volvió a sufrir hasta el final.

El próximo domingo, en la cancha de Graneros, se jugará la revancha. “Casi no llegaron a nuestro arco pero nos empataron. Hicimos el gasto para quedarnos con la victoria”, se lamentó el técnico Villafañe. Eduardo Sáenz de Ugarte se mostró más sereno al analizar lo sucedido en el campo de juego. “El resultado está bien. Ahora restan 90 minutos que serán de hacha y tiza. Nosotros tendremos que ser los protagonistas porque jugaremos ante nuestros hinchas”, indicó el DT de Graneros. Arde la llave.

La otra semifinal

San Antonio le ganó a Villa Primavera por 3 a 2. Pablo González De Pauli -2- y Matías Vicedo marcaron para los orientados por Martín Martos. Fabricio Reyes, en tanto, lo hizo por duplicado para la visita.

Comentarios