Más de 900 motocicletas se oxidan en las comisarías de la capital - LA GACETA Tucumán

Más de 900 motocicletas se oxidan en las comisarías de la capital

Gran parte de los vehículos secuestrados permanece amontonada en las dependencias desde hace más de cinco años

31 Mar 2018
1

CON TELAS DE ARAÑA. Los vehículos se amontonan por años en las dependencias policiales; se oxidan, generan basura y entorpecen el tránsito. la gaceta / FOTO DE JORGE OLMOS SGROSSO

El promedio es de 95 motos y seis autos por comisaría, según un informe presentado en febrero por los jefes de las sedes policiales a pedido del ex secretario de Seguridad, Miguel Gómez.

Los autos y motos acumulados ocupan lugares de estacionamiento, generan basura y olores, atraen ratones y contaminan. Contando sólo las de la comisaría 6ª, hay 203 motocicletas.

Ante este escenario, en el Gobierno adelantaron que luego de que se completen los expedientes judiciales, que actualmente se encuentran en las fiscalías, sobre las causas de secuestro de los rodados, se pedirá a la Nación que envíe una máquina compactadora que fue utilizada por última vez en Tucumán en diciembre de 2015.

“Hay muy mal aspecto en cada una de las dependencias a raíz de la acumulación de vehículos, y preocupa terriblemente. Se produjeron secuestros hace años y los dueños no se molestaron por recuperarlos”, manifestó el secretario de Seguridad Luis Ibáñez.

El funcionario explicó que hay dos expedientes iniciales: de los vehículos secuestrados por causas judiciales como homicidio, robo y lesiones, entre otros, más los vehículos secuestrados por incumplimiento a la ley nacional de Tránsito. “Queremos implementar una Ley que está vigente en la que una vez transcurridos seis meses desde el secuestro, se puede comenzar con la compactación de los vehículos. Sin embargo, sólo se compactarían aquellos que fueron secuestrados antes del 2014 por accidentes de tránsito”, detalló.

A corto y largo plazo

De acuerdo con lo expresado por el comisario Antonio Fleury, a cargo de la comisaría 1a, los predios donde se encuentran depositados los vehículos secuestrados se encuentran saturados. Por ende, estos permanecen en las sedes policiales.

“Tenemos urgencia en solucionar el problema. La idea es terminar con el expediente y pedir la máquina a la Nación. Sin embargo, como todo trámite administrativo, tiene su demora. Por otro lado, tenemos previsto contratar un predio para trasladar los rodados hacia allí y sacarlos de las comisarías”, informó el secretario de Seguridad.

Viejo problema

Por semana ingresan a la comisaría 2a alrededor de 10 vehículos entre motocicletas y autos, que se suman a los cientos que están desde hace años. Algunos, incluso desde 2013. Situación similar se registró en las demás dependencias, donde los vehículos se amontonan desde 2014.

Lesiones culposas y robo agravado son las principales causas de secuestros de motos; luego siguen los secuestros por accidentes de tránsito, por contravenciones y por último, por hallazgos. Una gran parte de los rodados se encuentran destruidos, siempre según el informe, y por eso se dificulta su traslado.

Comentarios