Esclavizan a los africanos que quieren huir hacia Europa

Representantes de la Unión Europea y líderes africanos analizarán la situación, hoy y mañana. Exigen investigaciones Indignación ante las imágenes de una subasta de personas, difundida por CNN.

29 Nov 2017
1

ATRAPADOS. Los migrantes llegan de a miles a Libia, con la esperanza de alcanzar las costas europeas. reuters

UAGADUGÚ, Burkina Faso/BERLÍN, Alemania.- Las imágenes de jóvenes africanos en ruta migratoria hacia Europa subastados como esclavos, golpeados, vendidos o secuestrados a cambio de rescate, ha generado indignación y pedidos de explicaciones al gobierno de Libia.

En este país norteafricano - punto de partida para los miles de migrantes y refugiados que intentan llegar a Europa por el mar Mediterráneo- muchos migrantes son violados, asesinados y torturados. Los campos de refugiados parecen prisiones.

Distintas organizaciones sociales y las propias víctimas vienen denunciando hace años lo que pasa en Libia, pero hizo falta un informe de la cadena CNN, en el que se ve cómo subastan personas a 400 dólares cada una, para ponerlo en la agenda de los líderes mundiales.

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, dijo que presentará una propuesta conjunta contra las bandas de traficantes de personas durante la cumbre entre la Unión Europea y África que se celebrará hoy y mañana, en Costa de Marfil.

En un discurso en una universidad de Burkina Faso, Macron reconoció los “crímenes de la colonización” y prometió un nuevo comienzo en las relaciones entre Europa y África. Además ha solicitado una reunión del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas para abordar este problema.

Los presidentes de África occidental, la región de origen de la mayor parte de los migrantes que intentan entrar a Europa, han empezado a exigir medidas para frenar esta tragedia.

Mahamadou Issoufou, presidente de Níger, ha solicitado a la Corte Penal Internacional que investigue las denuncias y ha llamado a consultas a su embajador en Libia. Idéntica decisión ha tomado Roch Kaboré, de Burkina Faso. El Gobierno senegalés ha exigido una investigación sobre lo que el presidente, Ibrahim Boubacar Keita, denomina “una barbarie que interpela a la conciencia de la humanidad”. Todos han solicitado a la Unión Europea, a la Unión Africana y a Naciones Unidas que intervengan de una vez.

“La esclavitud no tiene lugar en nuestro mundo y estas acciones están entre los más graves abusos a los derechos humanos”, dijo el secretario general de la ONU, António Guterres.

El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, urgió a los estados miembros de la Unión Europea a actuar para impedir que los refugiados que llegan a Libia se conviertan en víctimas de redes criminales.

Libia se sumió en una guerra civil después de la caída -con ayuda estadounidense y de países europeos- de Muammar Gadafi, en octubre de 2011. Tres gobiernos y varias milicias se disputan el país petrolero.

El Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, Zeid Ra’ad Al Hussein, afirma que la ayuda que la UE brinda a la guardia costera libia para interceptar a los migrantes hace cómplices a los países europeos del trato inhumano que reciben los migrantes. (DPA-Reuters)

En Esta Nota

Berlín Alemania
Comentarios